El neonazi emitió en directo los 35 minutos de ataque antisemita en Alemania

Juan Palop BERLÍN / EFE

INTERNACIONAL

Ell neonazi Stephan Balliet fue trasladado en helicóptero hasta el Tribunal Supremo Federal en Karlsruhe
Ell neonazi Stephan Balliet fue trasladado en helicóptero hasta el Tribunal Supremo Federal en Karlsruhe RONALD WITTEK | Efe

Stephan Balliet, de 27 años, retransmitió a través de Twitch, una página para compartir partidas de videojuegos, en una acción claramente inspirada en los ataques de la neozelandesa Christchurch

11 oct 2019 . Actualizado a las 08:49 h.

35 minutos de rabia ultraderechista. Antisemitismo, machismo y negacionismo. Un intento frustrado de irrumpir a tiros en una sinagoga de Halle (este de Alemania) para provocar una masacre. Y dos asesinatos aleatorios a sangre fría en la calle, a plena luz del día.

Esto lo que el atacante de Halle, el alemán Stephan Balliet, de 27 años, retransmitió el miércoles en directo a través de Twitch, una página para compartir partidas de videojuegos, en una acción claramente inspirada en los ataques de la neozelandesa Christchurch, donde un ultraderechista asesinó el pasado marzo a 51 personas en dos mezquitas.

«Hola, mi nombre es Anon», dice en inglés en los primeros compases de la grabación el autor del ataque, que posteriormente fue detenido por la policía. Según expertos, esa es una denominación genérica que emplean algunos usuarios de foros ultraderechistas.

Cinco personas pudieron seguir en directo los hechos y unos 2.200 lo vieron posteriormente en la media hora que la grabación permaneció online hasta que un usuario denunció el contenido y se puso en marcha la maquinaria para eliminarlo.

Twitch se ha mostrado conmovida por el suceso y ha resaltado que tiene una política de «tolerancia cero» con la violencia y el odio. «Trabajamos con urgencia para retirar este contenido y suspenderemos permanentemente las cuentas que cuelguen o compartan el contenido de este acto aborrecible», indicó en un comunicado.

Además, la empresa asegura que rápidamente se puso en contacto con otras redes sociales para bloquear la difusión del vídeo por otras plataformas, porque algunos internautas lo estaban replicando y descargando.

Según expertos, enlaces a distintas versiones del vídeo se compartieron a través de varios canales ultraderechistas del sistema de mensajería cifrado Telegram. Según la televisión estadounidense NBC, la grabación podría haber llegado así a varias decenas de miles de personas. También se ha difundido a través de esta vía el presunto manifiesto del atacante.

El autor del ataque se dirige en varias ocasiones en inglés a la cámara. Asegura en un momento que cree «que el Holocausto nunca ocurrió», negando en un recurrente clásico de la ultraderecha, el asesinato masivo y planificado del pueblo judío por parte del nacionalsocialismo y dice que los judíos son «el origen de todos los problemas».