Maduro saca a sus fieles a la calle para «combatir el acoso de EE.UU.»

La sanciones buscan obligar al mandatario venezolano a aceptar nuevas elecciones

El número dos del chavismo, Diosdado Cabello
El número dos del chavismo, Diosdado Cabello

Caracas / corresponal

Nicolás Maduro sacó este miércoles a sus fieles a la calle para «rechazar» el «bloqueo» impuesto por Estados Unidos contra los activos venezolanos en ese país, así como la amenaza de sanciones a las empresas que negocien con el régimen. Algunos centenares de personas marcharon por Caracas para decirle a Washington «que las sanciones afectan a los chavistas y a los no chavistas» y que al régimen de Maduro «no le interesa que la oposición tenga de aliada a EE.UU., porque nosotros tenemos 30 millones de aliados», señaló el número dos del chavismo, Diosdado Cabello, aludiendo al supuesto apoyo unánime de todos los venezolanos «ante una causa que es de la patria».

«La oposición es tan inepta que Estados Unidos se tomó el problema venezolano en sus propias manos», afirmó Cabello antes de advertir que ese país «debe ocuparse de sus problemas internos, que todos conocemos muy bien».

Juan Guaidó, presidente interino reconocido por 59 países que participaron en una conferencia en Lima el lunes sobre el retorno a la democracia en Venezuela, reiteró durante un acto en recuerdo del diputado Juan Requesens, quien cumple un año preso por supuestamente ser autor intelectual de un atentado contra Maduro el 4 de agosto del 2018, que las sanciones de la Casa Blanca no afectan el comercio entre privados y que medicinas y alimentos están expresamente exceptuadas del embargo.

Recalcó, además, que la oposición se mantendrá en las negociaciones de Barbados, impulsadas por el Gobierno de Noruega, a pesar de que John Bolton, asesor de Seguridad Nacional de EE.UU., afirmó en la capital peruana que «el tiempo del diálogo con Maduro ya pasó». Al hacer un balance de la cita en Lima, el canciller peruano, Néstor Popolizio, mantuvo el apoyo a Guaidó y también a sus gestiones de negociación, a pesar de que son «escépticos» de que las mismas produzcan resultados. Añadió que «tomaron nota» de las sanciones de EE.UU. sin pronunciarse sobre ellas. Lo mismo hizo el portavoz de la Comisión Europea, Carlos Ruiz de Gordejuela, quien rechazó «la aplicación extraterritorial de medidas unilaterales» sin entrar a valorar el embargo.

Una fuente que ha participado en negociaciones anteriores por la oposición, y que declaró bajo condición de anonimato para La Voz, señaló que la posición de Estados Unidos se convierte en una presión adicional para que el régimen de Maduro acepte una salida negociada. Afirmó que buena parte del acuerdo para una repetición de elecciones presidenciales está adelantada, pero que falta una decisión fundamental: si Maduro permanecerá en el poder, algo a lo que la oposición y EE.UU. se niegan en banda. Agregó que la oposición fue informada de que las nuevas sanciones buscan incrementar la presión sobre el régimen de Maduro para que se vea obligado a una negociación que produzca resultados.

En tanto, el Gobierno de Suiza renovó la lista de políticos venezolanos sancionados por violaciones a los derechos humanos, en la que figuran varios de los principales miembros del régimen de Maduro, con excepción del propio mandatario

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Maduro saca a sus fieles a la calle para «combatir el acoso de EE.UU.»