La semana clave del Gobierno italiano se inicia con el apoyo del Senado al decreto de seguridad de Salvini

El Ejecutivo se juega su estabilidad en varias votaciones en las que las dos fuerzas en coalición, Movimiento 5 Estrellas (M5E) y Liga, muestran profundas divisiones


ROMA / CORRESPONSAL

Antes de cerrar el Parlamento italiano para disfrutar de una larguísimas vacaciones de verano, el gobierno italiano se enfrenta a una semana decisiva en la que se juega su estabilidad en una serie de votaciones en materia de seguridad e infraestructuras en las que las dos fuerzas en coalición, Movimiento 5 Estrellas (M5E) y Liga, muestran profundas divisiones.

La primera de las pruebas, el voto en Senado del Decreto Seguridad bis, continuación del ya presentado hace algunos meses por el ministro de Interior y vicepresidente del gobierno, el ultraderechista Matteo Salvini, pasó con una mayoría de 160 votos a favor frente a 57 en contra y 21 abstenciones de los 2398 votantes, ya que el grupo de Forza Italia de Silvio Berlusconi optó por no votar.

Hasta ese momento nada era seguro ya que en el M5E no todos están de acuerdo con un decreto en el que uno de los puntos más polémicos son las multas económicas que se impondrán a las ONG que entren, transiten o atraquen en las aguas territoriales italianas.

Para evitar enmiendas y acelerar el trámite, el ejecutivo utilizó el sistema de la moción de confianza que blinda la ley en su paso por el Senado.

Aunque en esta votación Matteo Salvini había puesto sus condiciones para mantener vivo un gobierno en el que las divergencias entre los dos socios, M5E y Liga, están al orden del día, este martes se medirá de nuevo el apoyo parlamentario que tiene el ejecutivo con el debate en el Senado sobre la continuidad de la línea de tren Turín-Lyon que el M5E quiere bloquear. Tanto la Liga de Salvini como la oposición quieren finalizar las obras, tal y como se habían comprometido con Francia y con la UE. 

Apoyos en el Piamonte

Por su parte el vicepresidente y líder del M5E Luigi Di Maio, quiere que sea el parlamento y no el gobierno, quien decida sobre el futuro de un proyecto que sus bases no aprueban y que les está costando muchos apoyos sobre todo en el Piamonte. También en esta semana el presidente del Gobierno, Giuseppe Conte se reunirá con las partes sociales para establecer los puntos principales de la ley de presupuesto para el 2020.

Salvini ha convocado en paralelo su propia reunión para hablar también de su propuesta de bajada de impuestos. Este doble encuentro no gusta a Maurizio Landini, líder de CGIL, el mayor sindicato italiano, que ya anunció que solo acudirá «a la reunión oficial» con Conte. Lo que al jefe del gobierno preocupa en estos momentos es el nombre del comisario europeo que tiene que proponer a la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. La decisión toca también a Salvini que está aún evaluando varios nombres.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

La semana clave del Gobierno italiano se inicia con el apoyo del Senado al decreto de seguridad de Salvini