May ofrece su dimisión a cambio del «brexit»

Iñigo Gurruchaga LONDRES | COLPISA

INTERNACIONAL

La primera ministra británica, Theresa May, a su llegada hoy al Parlamento
La primera ministra británica, Theresa May, a su llegada hoy al Parlamento HANNAH MCKAY | Reuters

La primera ministra británica promete a sus diputados que renunciará una vez que la Cámara de los Comunes apruebe el acuerdo de salida

27 mar 2019 . Actualizado a las 21:55 h.

Theresa May jugó ayer su última carta en una partida desesperada por salvar su impopular acuerdo de salida de la UE: prometió a su grupo parlamentario dejar el cargo una vez que el acuerdo de salida haya sido aprobado por la Cámara de los Comunes. «Sé que existe el deseo de un nuevo enfoque -y un nuevo liderazgo- en la segunda fase de las negociaciones del brexit, y no me opondré a ello», dijo la primera ministra británica. La promesa la hizo en una reunión con diputados tories, conocido como Comité 1922, en un momento crítico del brexit. Es posible que el acuerdo sea sometido a una tercera votación hoy o mañana.

La posibilidad de que May ofreciese su dimisión al partido a cambio del apoyo al acuerdo de salida, que ha sido rechazado dos veces en el Parlamento, se había aireado en los últimos días, porque la conducta errática de la premier la pasada semana acentuó el sentimiento de que sus errores han contribuido a acrecentar los problemas de negociar la marcha de la Unión Europea. El sector brexiter promueve a Boris Johnson como alternativa desde hace meses.

La renuncia de May a ser la protagonista de la segunda fase de la negociación con la UE, sobre la relación futura, no despeja la incógnita del día, porque cuando la primera ministra hacía esta promesa a sus correligionarios, en el mismo edificio los diputados debatían las diferentes opciones para cerrar la primera fase de la negociación, la salida de la UE. Tras la aprobación del nuevo calendario del brexit por el Consejo Europeo (salida el 12 de abril o una prórroga más larga si no se aprueba el acuerdo esta semana, el 22 de mayo si se aprueba), una alianza de diputados de varios partidos tomó las riendas de la agenda del Parlamento, que debatían ayer ocho opciones par luego ser votadas. Los resultados serán evaluados para elegir el lunes la opción más popular.