Trump ignora a la ONU y reconoce la soberanía israelí sobre los Altos del Golán

Netanyahu lanza una ofensiva sobre Gaza tras impactar un proyectil cerca de Tel Aviv

Los bombardeos israelíes sobre la ciudad de Gaza comenzaron mientras Netanyahu estaba en EE.UU.
Los bombardeos israelíes sobre la ciudad de Gaza comenzaron mientras Netanyahu estaba en EE.UU.

redacción / la voz

Donald Trump firmó este lunes un decreto por el que reconoce la soberanía israelí sobre los Altos del Golán, territorios sirios  ocupados por el Ejército israelí durante la guerra de 1967, pero para el primer ministro de ese país, Benjamin Netanyahu, la decisión de su aliado norteamericano convierte la jornada en «un día realmente histórico». Un gesto que justificó el presidente de EE.UU. por la «agresión» de Irán y que cobró un tono político, dada la cercanía de las elecciones israelíes.

Los Altos del Golán son un territorio que Israel arrebató a Siria durante la guerra de los Seis Días (1967) y la guerra del Yom Kipur (1973) y que se anexionó de forma efectiva en 1981, en un movimiento no reconocido por la comunidad internacional. La decisión de Trump es contraria a la ONU, que en su resolución 242 de 1967 recordó a Israel «la inadmisibilidad de la adquisición de territorio por medio de la guerra»; mientras que la 497, de 1981, consideró «la decisión israelí de imponer sus leyes, jurisdicción y administración en los Altos del Golán sirios ocupados nula, inválida y sin efecto internacional legal».

Ayer insistió en que la decisión de Trump no cambia en absoluto el estatus internacional de la zona. El régimen sirio calificó la medida de «ataque flagrante a su soberanía», mientras que Rusia, aliada del presidente Bachar al Asad, dijo temer una «nueva ola de tensión en Oriente Medio. «Estados Unidos ha vuelto a despreciar la ley internacional. Pero esta decisión nunca legitimará la ocupación israelí», escribió, por su parte, el ministro de Exteriores turco, Mevlüt Çavusoglu, 

Escalada bélica

El reconocimiento de Trump sobre el Golán llega después de que su Gobierno trasladara la Embajada estadounidense de Tel Aviv a Jerusalén, también en contra del consenso internacional. Pero la alegría de Netanyahu en Washington se vio trastocada por un proyectil que este lunes impactó en una casa cerca de Tel Aviv y causó heridas a siete personas. El primer ministro reaccionó anunciando una dura respuesta y adelantando su regreso al país. La réplica comenzó a ponerla en marcha el Ejército con bombardeos contra objetivos de Hamás en la Franja de Gaza, y enviando refuerzos a la zona fronteriza. Uno de los objetivos destruidos fue la oficina del jefe político de Hamás, Ismail Haniye y un edificio donde, según el Ejército, operaba un centro de inteligencia del grupo. Las autoridades cerraron pasos fronterizos y abierto refugios en previsión de una escalada de la tensión. Antes, el grupo Yihad Islámica había advertido al «enemigo sionista» contra cualquier ataque, ya que «responderá con fuerza». En la misma línea se expresaron facciones militares, que advirtieron a Israel que «no ponga a prueba a la resistencia». La amenaza se hizo efectiva poco después con el lanzamiento de al menos una decena de cohetes hacia territorio israelí.

Tras unas horas de intenso intercambio de fuego, Hamás anunció que había aceptado un alto el fuego con Israel con mediación de Egipto. Gaza, que hace un año dejaron 183 civiles muertos.

Críticas a España

Por otra parte, Emmanuel Nahshon, portavoz del Ministerio de Exteriores israelí, ha vertido duras críticas contra España por respaldar las conclusiones de la investigación de la ONU sobre la respuesta de Israel a las protestas en Gaza, que hace un año dejaron 183 civiles muertos.  

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Trump ignora a la ONU y reconoce la soberanía israelí sobre los Altos del Golán