La cumbre de Munich alerta de que la guerra al EI no está finiquitada

«Cambian de rostro y se sumergen en la clandestinidad», dicen los líderes reunidos en Alemania

La ministra alemana de Defensa, Ursula von der Leyen, durante su discurso en la apertura de la cumbre
La ministra alemana de Defensa, Ursula von der Leyen, durante su discurso en la apertura de la cumbre

Berlín / Colpisa

Las cada vez más complicadas relaciones transatlánticas, las crecientes tensiones entre Rusia y Occidente y las crisis en Oriente Próximo son los temas centrales de la Conferencia de Seguridad que se inauguró hoy en Múnich y a la que asisten hasta el domingo una treintena de jefes de Estado y de Gobierno de todo el mundo y más de 90 ministros de Exteriores y Defensa, así como centenares de expertos. En el discurso de apertura, la ministra alemana de Defensa, Ursula von der Leyen, demandó una política de armamento común de los europeos y un mayor compromiso en materia de seguridad a nivel mundial. Coincidiendo con la inauguración del evento, el Instituto Internacional de Estudios Estratégicos (IISS) presentó un informe en el que se destaca que Estados Unidos es con diferencia el país del mundo que más gasta en defensa, unos 643.000 millones de dólares (570.816 millones de euros) en 2018, diez veces más que Rusia, con 63.100 millones (56.000 millones de euros). China, con un gasto militar de 149.317 millones de euros e incluso Arabia Saudí, con 73.593 millones de euros, superan también ampliamente el presupuesto de defensa del Kremlin.

Von der Leyen advirtió además de que no puede darse por terminada la lucha contra los yihadistas del Estado Islámico (EI) tras ser expulsados de sus bastiones en Siria e Irak. «Existe un amplio consenso de que la lucha contra la organización terrorista no ha terminado en Siria e Irak», dijo la política conservadora alemana, quien comentó que «hay certeza de que el EI está cambiando su rostro y se sumerge con fuerza en la clandestinidad para crear redes globales con otras organizaciones terroristas». El ministro de Defensa en funciones de Estados Unidos, Patrick Stephan, reafirmó la voluntad de Washington de continuar con sus socios la lucha contra los yihadistas. «Mientras se acaba el tiempo de las fuerzas de tierra estadounidenses en el noreste de Siria, EE UU mantiene su compromiso con la coalición: la permanente derrota del EI en Oriente Próximo y más allá». Stephan habló de un «cambio táctico» de la coalición en la región, donde dijo que se mantendrán las «capacidades antiterroristas» con el apoyo «a nuestros aliados locales».

«Un gallinero alborotado»

El organizador de la conferencia, el exdiplomático alemán Wolfgang Ischinger, hizo poco antes de su apertura un llamamiento al Gobierno federal y sus socios europeos para que muestren mas cohesión y unidad. «Debemos evitar que, visto desde afuera, por ejemplo desde Moscú o Pekín, se tenga la impresión de que Europa es un gallinero alborotado que no sabe con certeza a dónde se dirige». Es importante que «los socios europeos de la OTAN muestren una postura común», dijo Ischinger, quien calificó de «muy, muy preocupante» la falta de un control mundial de armamento y advirtió de que hay en marcha una espiral armamentística, sobre todo en Asia. Ischinger celebró que China haya acudido a Múnich con la mayor delegación de la historia, encabezada por su titular de Exteriores, Wang Yi. «Debemos hablar con China también sobre política de seguridad y no solo sobre las ventas de BMW y Volkswagen», dijo el antiguo embajador alemán en Washington.

Pese a la ausencia de Donald Trump, EE UU tiene igualmente una asistencia récord a la cita, con una delegación encabezada por el vicepresidente, Mike Pence, y la hija del polémico jefe del Estado, Ivanka Trump, junto a su marido Jared Kusher. Notorias son las ausencias de los presidentes de Francia, Emmanuel Macron, e Israel, Benyamin Netanyahu.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La cumbre de Munich alerta de que la guerra al EI no está finiquitada