Trump amenaza con otro cierre del Gobierno

Las autoridades de El Paso recibe con críticas al presidente por mentir al achacar la baja criminalidad de la ciudad a la construcción del muro

Manifestación contra el muro fronterizo en la ciudad texana de El Paso poco antes del mitin de Trump
Manifestación contra el muro fronterizo en la ciudad texana de El Paso poco antes del mitin de Trump

NUEVA yORK / CORRESPONSAL

La tensión se ha vuelto a imponer en el Congreso de Estados Unidos. El estancamiento de las negociaciones entre legisladores amenaza con un nuevo cierre parcial del Gobierno (shutdown). Ayer, demócratas y republicanos volvieron a reunirse para intentar buscar una solución que evite que este viernes miles de trabajadores federales se queden de nuevo con sus salarios bloqueados. «¡Los demócratas no quieren que detengamos o deportemos a extranjeros criminales! Esta es su nueva demanda», se quejó Donald Trump

Las negociaciones fracasaron el pasado fin de semana después de que la disputa sobre la capacidad del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) para retener a los inmigrantes en los centros de detención se convirtiera en un nuevo punto de conflicto. «Los demócratas quieren limitar a los criminales que se detienen en la frontera y nosotros no queremos eso», reiteró el republicano por Alabama Richard Shelby. Lo que los demócratas quieren limitar es el número de camas disponibles en los centros de detención, además de insistir que no aprobarán más de 2.000 millones de dólares para vallas en la frontera, menos de la mitad de lo que Trump quiere para construir el muro con México. El magnate demanda 5.600 millones.

«¡Es una locura!», añadió el presidente sobre la postura demócrata, horas antes de su mitin en El Paso (Texas). Allí, varios funcionarios locales se han manifestado en contra de Trump después de que este asegurase en el discurso sobre el estado de la Unión que esta ciudad fronteriza fue una de las más peligrosas del país y ahora es una de las más seguras gracias a su valla fronteriza. Algo que los verificadores de hechos que analizaron el discurso en base a datos oficiales ya confirmaron que no era cierto.

«Es triste escuchar las falsedades de Trump sobre El Paso en un intento de justificar la construcción de su muro», dijo el sheriff Richard Wiles en ABC News. «Si bien es cierto que El Paso es una de las ciudades más seguras de la nación, nunca fue considerada como una de las más peligrosas. El Paso era una ciudad segura mucho antes de que se construyera cualquier valla o muro», añadió Wiles. La alcaldesa de la ciudad texana, Dee Margo, también criticó las palabras del republicano y manifestó que un muro «no es el único disuasivo» para combatir la actividad criminal. 

Retirada en California

La alarma que agita Trump al respecto de la inmigración ilegal también fue descartada por California. Su gobernador, Gavin Newsom, ordenó ayer la retirada de 360 efectivos de la Guardia Nacional enviados a la frontera con México, desobedeciendo así las recomendaciones del presidente de EE.UU. «La emergencia en la frontera es una crisis fabricada y California no va a participar en este teatro político», cargó Newsom. También la gobernadora de Nuevo México Lujan Grisham ordenó la retirada de tropas de su territorio tras criticar lo que denominó «la charada de Trump».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Trump amenaza con otro cierre del Gobierno