Trump se queja de ser víctima de un «acoso sin fin»

Los demócratas avanzan para obtener sus declaraciones de impuestos e investigar la trama rusa

Donald Trump, en el despacho oval
Donald Trump, en el despacho oval

Nueva YOrk / Corresponsal

La mayoría demócrata de la Cámara de Representantes de EE.UU. dio ayer un primer paso para obtener las polémicas declaraciones de impuestos de Donald Trump. A pesar de las amenazas del presidente, varios comités de la Cámara Baja se reunieron para examinar las leyes fiscales que les permitan fijar una estrategia para forzar al republicano a publicar sus impuestos. «No se trata de investigaciones partidistas. Todos tenemos que rendir cuentas y ha llegado un nuevo día», sentenció el presidente del Comité de Supervisión, Elijah Cummings.

La solicitud de la oposición al Ejecutivo para que el presidente cumpla con esa obligación y publique sus impuestos, se remonta a principios del 2016 cuando el propio Trump dijo que publicaría sus cuentas. A medida que la campaña presidencial avanzaba, incluso llegó a prometer la publicación de sus tasas asegurando que lo haría cuando el IRS (la Hacienda estadounidense) terminase sus auditorías en curso.

Finalmente, Trump nunca publicó sus declaraciones, es por ello que en las últimas horas la presión demócrata le desquició. «¡Acoso presidencial sin fin! ¡No se debería permitir que esto vuelva a ocurrir!», escribió en Twitter tras conocer las primeras reuniones en Capitol Hill.

Desde su desembarco como mayoría en la Cámara de Representantes, los demócratas han maniobrado para impulsar diferentes pesquisas. Además de las cuestiones impositivas, Trump también tendrá que lidiar con las investigaciones referentes a sus vínculos con el Kremlin y que avanzan en paralelo a la investigación del fiscal especial del Rusiagate, Robert Mueller. 

A vuelta con la caza de brujas

«Se ha desatado una continuación de la caza de brujas», se quejó el presidente ante los nuevos movimientos del Comité de Inteligencia capitaneado por el demócrata Adam Schiff. «Schiff anuncia, después de no haber encontrado ninguna colusión rusa, que va a ver todos los aspectos de mi vida, tanto financieros como personales, aunque no haya ninguna razón para hacerlo. ¡Nunca antes había pasado nada igual!», protestó Trump, antes de repetir que las investigaciones en su contra solo tienen motivaciones políticas. Este extremo resulta cuanto menos inexacto, ya que el fiscal Mueller ha presentado cargos contra seis personas vinculadas directamente con el inquilino de la Casa Blanca, como en el caso del exasesor Michael Flynn o su exjefe de campaña Paul Manafort, ahora en prisión.

En las pesquisas impulsadas desde la Cámara Baja, los demócratas no solo estudiarán detenidamente los movimientos financieros de Trump en el terreno personal o con Rusia. Los legisladores también tienen especial interés en los lazos financieros del multimillonario con países como Arabia Saudí.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Trump se queja de ser víctima de un «acoso sin fin»