El Chapo, en manos del jurado tras los alegatos finales

La defensa del narco lo presenta como una simple marioneta

La mujer del Chapo, a su llegada al tribunal
La mujer del Chapo, a su llegada al tribunal

Nueva York / corresponsal

«Cazar al Chapo». Ese es el objetivo del juicio según la defensa del narcotraficante más famoso del mundo. Así lo esgrimieron ayer sus abogados durante un alegato final en el que presentaron a Joaquín el Chapo Guzmán Loera como una especie de marioneta y en un intento de alejar de él el papel de líder del cártel de Sinaloa. «No tengan fe ciega en las intenciones del Gobierno. El sistema no es perfecto (…) y el objetivo no es hacer justicia», aseguró el letrado Jeffrey Lichtman. «Es solo sobre una cosa: atrapar al Chapo ¡Solo atrapar al Chapo!», añadió.

Uno de los puntos fuertes de su argumento fue también colocar el interrogante sobre los 14 testigos protegidos y exsocios del Chapo que declararon contra el mexicano, a quienes calificó de «mentirosos» y «basura» y acusó de mentir bajo juramento. «No solo admitieron haber mentido cada día de su vida, su miserable y egoísta vida, sino que les han mentido a ustedes», sentenció el letrado al jurado en el tribunal federal de Brooklyn. Lichtman señaló directamente a Mayo Zambada como el verdadero jefe del cártel mexicano. «Es la verdadera pieza que falta en este lugar», dijo tras definirle como «el mayor narcotraficante de México» y a pesar de ello, «nunca ha sido arrestado». Es más, Lichtman dijo de Mayo que fue quien pagó el soborno de cien millones de dólares al expresidente Enrique Peña Nieto, algo que el supuesto receptor siempre negó. El letrado también cargó duramente contra los narcos colombianos Alex y Jorge Cifuentes: «¿Dejarían que los Cifuentes cuidaran a su hijo? ¡Por supuesto que no! Su niño sería vendido por un kilo de cocaína». ¿Van entonces a depositar toda su confianza en estos hombres para condenar al señor Guzmán?», preguntó.

«Una montaña de evidencias»

El pasado miércoles fue el turno de la Fiscalía Federal de Estados Unidos. En su alegato que duró más de seis horas, defendieron que a lo largo de las 36 sesiones del juicio contra el Chapo Guzmán se habían presentado «una montaña de evidencias» que demuestran su culpabilidad. «No le dejen escapar, háganle pagar por todos sus crímenes, declárenlo culpable de todos los cargos», pidió la fiscal Andrea Goldbarg.

El lunes, deliberaciones

El mexicano está acusado de diez cargos por haber traficado cientos de toneladas de droga a EE.UU. a lo largo de 25 años. Durante doce semanas, la fiscalía presentó cientos de mensajes y llamadas interceptadas en las que el Chapo, de 61 años, daba órdenes a sus socios. Unas evidencias que también incluyeron vídeos, armas, documentos que reflejan pagos por envíos de cocaína, e incluso sobornos a funcionarios y a sicarios.

El jurado comenzará a deliberar el próximo lunes y si es hallado culpable, el Chapo podría pasar el resto de su vida entre rejas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El Chapo, en manos del jurado tras los alegatos finales