La Eurocámara reconoce hoy a Guaidó como presidente

La UE ultima un grupo de contacto para evitar el conflicto bélico en Venezuela, pese a las reticencias de Hungría

El presidente del Parlamento Europeo, el italiano Antonio Tajani
El presidente del Parlamento Europeo, el italiano Antonio Tajani

Bruselas / corresponsal

«Hemos llegado a un punto de no retorno», admitió ayer el presidente de la Eurocámara, Antonio Tajani, ante la mirada de algunos políticos venezolanos exiliados. Entre ellos, el exalcalde de Caracas Antonio Ledezma, quien acudió a la sesión del Parlamento Europeo en pleno debate sobre el reconocimiento de Juan Guaidó como presidente legítimo de Venezuela. El italiano lo tiene claro: él es el único interlocutor válido. Tanto es así, que el político conservador levantó el teléfono ayer para trasladar al joven ingeniero el apoyo de la institución, que hoy votará una resolución al respecto. En el texto se hace hincapié en la búsqueda de una vía pacífica y democrática al conflicto en Venezuela ante el temor de que las fuerzas leales a Nicolás Maduro o la injerencia de fuerzas extranjeras desencadenen una guerra civil.

El país caribeño atraviesa un momento crítico. La situación es tan grave que España, Alemania, Francia y Reino Unido se vieron obligados la semana pasada a lanzar un ultimátum de ocho días a Maduro. El plazo expira el sábado y el dirigente se niega a convocar elecciones presidenciales «creíbles, libres, democráticas y transparentes». Ante esa tesitura, la UE ha decidido ultimar la creación de un grupo de contacto, con la participación de países de la región, para encauzar el proceso democrático en el país. «Este grupo no sería un puente para el diálogo directo con las dos partes en Venezuela, pero sí crearía las condiciones para relanzar un proceso político en el país que lleve a unas elecciones justas y libres», explicó ayer el comisario de Ayuda Humanitaria, Christos Stylianides. El texto, según el eurodiputado socialista Ramón Jáuregui, rechaza y condena «cualquier intento que implique una escalada militar, violencia o el uso de armas para resolver el conflicto». La jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, defiende la misma vía. La italiana rechaza adoptar un papel como el de Estados Unidos, abierto a una intervención. 

No habrá veto de Orbán

A pesar de las reticencias iniciales expresadas por algunos países como Hungría, fuentes diplomáticas húngaras y comunitarias descartan ahora que el Gobierno del ultraderechista Víktor Orbán vaya a bloquear la propuesta que hoy abordarán los 28 ministros de Exteriores en Rumanía.

Los populares en la Eurocámara no están satisfechos con la respuesta de la UE. Su portavoz, Estaban González Pons, criticó la «última oportunidad» concedida a Maduro: «Los tiranos no convocan elecciones, no dialogan, no rectifican. Son peligrosos y solo se puede actuar con ellos con severidad», sostuvo.

Solo las fuerzas de extrema izquierda y ultraderechistas se conjuraron para seguir sosteniendo el régimen de Maduro. «Pretenden legitimar el golpe orquestado por Estados Unidos por el fantoche de Donald Trump para controlar la riqueza del país […]. Fuera las manos de Venezuela», exigió el eurodiputado del grupo de la Izquierda Unitaria (GUE), el portugués João Pimenta. En la misma línea se expresó el ultraderechista francés, Jean-Luc Schaffhauser: «Guaidó era un auténtico desconocido. No se cumple ningún principio para autoproclamarse presidente».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

La Eurocámara reconoce hoy a Guaidó como presidente