Putin da oxígeno al régimen de Maduro

Moscú y Caracas eluden cuantificar las ayudas mientras se negocia reestructurar la deuda del país sudamericano

POOL | EFE

CARACAS / CORRESPONSAL

Nicolás Maduro obtuvo un alivio financiero de su deuda con Rusia, que asciende a unos 3.000 millones de euros, tras una visita relámpago a Moscú, donde se reunió con Vladimir Putin, y tras semanas de «asesorías» al país sudamericano de, entre otros, el viceministro de Finanzas ruso, Serguéi Storchak, y del presidente de la petrolera Rosneft, Igor Sechin. Tanto Putin como su portavoz, Dimitri Peskov, fueron cautos al hablar de la posible ayuda al Gobierno de Maduro, pero este último señaló que el tema de una «asistencia financiera» fue abordado en la reunión entre los mandatarios e incluso que, de hecho, «por eso fue el presidente de Venezuela», aunque se desconoce de qué monto podría tratarse.

En un tono igualmente moderado, Putin afirmó que «la situación económica en Venezuela sigue siendo difícil» y que Moscú «apoya los esfuerzos de Maduro para lograr el entendimiento en la sociedad y la normalización de las relaciones con la oposición».

China y Turquía

En septiembre, Maduro hizo un viaje similar, sin programación previa, a China. Y aunque en ese momento el mandatario habló de un «préstamo de cinco mil millones de dólares», lo cierto es que el mismo no fue entregado. Como Rusia, China dio un plazo de dos años a Maduro para cancelar su cuantiosa deuda con el gigante asiático, que asciende a unos 60.000 millones de euros, pero este plazo de gracia venció en el 2018 y nada se sabe de él.

La deuda con Rusia está respaldada por las acciones de Citgo, la petrolera venezolana en Estados Unidos y prácticamente el único activo exterior de valía que le queda a Maduro, quien en Moscú afirmó que «estamos de pie y venciendo pese a los bloqueos y las amenazas». El Gobierno venezolano califica de «bloqueo» las sanciones económicas de EE.UU. y la Unión Europea a sus principales funcionarios por corrupción y violación a los derechos humanos.

Maduro, que el lunes recibió al presidente turco, Tayyip Erdogan, en Caracas, está en medio de una ofensiva internacional para mostrar respaldos a su Gobierno. Para ello, se ha reunido en la última semana, además de con Erdogan, con una comisión del Gobierno de Irán, con el presidente de la Asamblea Popular de Corea del Norte, Kim Jong-nam, y con el nuevo presidente de México, Andrés López Obrador, en una visita marcada por la polémica y las acusaciones de «dictador» contra el mandatario venezolano.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Putin da oxígeno al régimen de Maduro