Subida de tensión militar en la frontera colombo-venezolana

Bogotá acuartela a la fuerza aérea tras desplegar tropas Caracas


caracas / corresponsal

La tensión en la frontera colombo-venezolana ha escalado en las últimas horas después de que el Gobierno colombiano decidiera el acuartelamiento de su fuerza aérea en respuesta a la decisión del Gobierno venezolano de desplegar tropas de élite en la frontera común para «luchar contra las mafias», decisión tomada el miércoles.

Un radiograma que fue divulgado por medios colombianos da cuenta de que las unidades de la aviación militar amanecieron en «primer grado de acuartelamiento». Entre las tropas acuarteladas están las de los comandos aéreos de combate. La decisión, que no ha sido divulgada ni explicada oficialmente, ocurre luego de que el Gobierno venezolano anunciara el despliegue de tropas de élite «de los cuatro componentes» en el estado Táchira, fronterizo con Colombia, supuestamente para luchar contra el contrabando de extracción de gasolina; y luego de recientes denuncias de ciudadanos de Norte de Santander, el estado colombiano vecino de Táchira, sobre violaciones del espacio aéreo colombiano por parte de helicópteros artillados del ejército venezolano.

Adicionalmente, el despliegue militar se produce luego de que el martes el vicepresidente estadounidense, Mike Pence, advirtiera en la asamblea general de Naciones Unidas que este movimiento de tropas venezolanas representan un «obvio esfuerzo de intimidación» y que «EE.UU. estará siempre del lado de nuestros aliados. El régimen de Maduro haría bien en no poner a prueba la determinación del presidente Donald Trump y el pueblo norteamericano».

Maduro denunció, también en el auditorio de Naciones Unidas, que Trump pretende una intervención militar en Venezuela, apoyado por algunos gobiernos de la región. Y aunque su homólogo colombiano, Iván Duque, señaló que rechaza la idea de una intervención, su mentor político, Álvaro Uribe, señaló que hay que encontrar las «formas legales» para intervenir en Venezuela. Algo de lo que también habló Trump en la ONU cuando señaló que este organismo debe «permitir la restauración de la democracia en Venezuela».

Histórica resolución

En tanto, el Consejo de Derechos Humanos, por primera vez en su historia, emitió una resolución relativa a Venezuela, en la que insta a su Gobierno a «aceptar ayuda humanitaria internacional» para «paliar la escasez de alimentos y medicinas que afecta a la población». De los 47 miembros del Consejo, 23 votaron a favor, 17 se abstuvieron y siete estuvieron en contra, en una resolución que, en su habitual retórica de guerra fría, fue catalogada por el embajador de Venezuela ante la ONU, Jorge Valero, como «el comienzo de una escalada intervencionista para conseguir la caída del Gobierno (de Maduro) y establecer un mecanismo de tutela foráneo».

La iniciativa del Grupo de Lima, que por fin logró colarse en la agenda del Consejo de Derechos Humanos, establece que el propósito de la misma es «dar voz a millones de venezolanos que padecen una crisis humanitaria, y de ninguna manera tiene un ánimo de injerencia», según señaló el representante de Perú ante la ONU, Claudio de la Puente, portavoz de la iniciativa. La resolución recuerda que la falta de alimentos, fármacos y suministros médicos han dado lugar a «un aumento de la malnutrición». Y alerta del riesgo del brote de enfermedades que habían quedado erradicadas o bajo control.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Subida de tensión militar en la frontera colombo-venezolana