El abogado de Trump admite que pagó 130.000 dólares de su bolsillo a la actriz porno Stormy Daniels

Michael Cohen asegura que el dinero salió de su bolsillo y que el presidente no le reembolsó el pago

Donald y Melania Trump
Donald y Melania Trump

Nueva York / Corresponsal

El matrimonio Trump no tuvo este miércoles un feliz día de San Valentín. Michael Cohen, el abogado personal del ahora presidente, admitió que pagó 130.000 dólares de su bolsillo a la actriz porno Stephanie Clifford, conocida como Stormy Daniels, con la que el magnate tuvo supuestamente un encuentro sexual en el 2006 cuando Melania estaba embarazada de su hijo. La revelación fue publicada hace un mes por The Wall Street Journal, pero fue su competidor, The New York Times, el medio que recibió la confesión de Cohen. «Ni la Organización Trump ni la campaña republicana participaron en la transacción con la señora Stephanie Clifford, ni tampoco me reembolsaron el pago, ni directa ni indirectamente», aclaró el letrado para descartar que se hubiera incurrido en una malversación de fondos de la campaña.

Lo que no aclaró es por qué se hizo dicho desembolso. Los medios consideran que la entrega se había realizado un mes antes de las elecciones de noviembre del 2016 para comprar el silencio de la actriz porno sobre la relación sentimental con el magnate. Es más, Cohen tuvo que justificar el pago ante la Comisión Federal Electoral y en respuesta a una denuncia interpuesta por Common Cause (un grupo de vigilancia ética del Gobierno). Tanto Trump como Stormy ya negaron en su momento el supuesto affaire, sin embargo, nadie explica por qué se pagó a la actriz.

La situación no ha sido obviamente bien acogida por la primera dama que desde hace semanas apenas se le ve junto a su marido. La Casa Blanca desmintió los rumores de crisis conyugal pero los hechos apuntan a todo lo contrario. Melania canceló abruptamente su viaje al Foro Económico Mundial de Davos, rompió el protocolo llegando sola al Congreso el día del discurso sobre el estado de la Unión de su marido y no celebró junto a Trump sus trece años de casados. El escándalo ha provocado también que en las contadas ocasiones que se ha visto juntos al mandatario y a la primera dama, esta se haya negado a dar la mano a Trump cuando la prensa gráfica les hacía las habituales fotografías protocolarias en el jardín de la Casa Blanca cuando se dirigían al helicóptero presidencial.

¿Qué pasa con Melania?

Adriana Rey/ Corresponsal en Nueva York

LA PRIMERA DAMA ha protagonizado varios desplantes en las últimas semanas, después de que los medios hayan informado sobre una supuesta infidelidad de Donald Trump mientras ella estaba embarazada. Grupos anti-Trump han empatizado con la exmodelo y reputados abogados matrimonialistas han reflexionado sobre lo que pasaría en caso de divorcio.

Desde la confirmación de su marido como candidato del Partido Republicano en las elecciones presidenciales, Melania Trump siempre dijo querer parecerse a Jacqueline Kennedy como primera dama. Así lo hizo por ejemplo en la toma de posesión de Donald Trump, inspirando su elegante atuendo en color babyblue en el vestido que lució Jackie en la investidura del entonces presidente John F. Kennedy, en 1961. Los parecidos, sin embargo, parecen no haberse quedado solo en lo puramente estético. Y es que Melania podría estar repitiendo el patrón que practicó Jackie Kennedy cuando tuvo que hacer la vista gorda a los escarceos amorosos de su marido con la protagonista de Con faldas y a lo loco.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

El abogado de Trump admite que pagó 130.000 dólares de su bolsillo a la actriz porno Stormy Daniels