La falta de acuerdo entre demócratas y republicados obliga a EE. UU. a cerrar el gobierno federal

Ambos partidos siguen negociando para intentar sacar adelante los presupuestos


El Gobierno federal de Estados Unidos ha cerrado este viernes a medianoche por primera vez desde 2013 después de que la votación para aprobar el proyecto de financiación a corto plazo fracasara en el Senado debido la falta de acuerdo entre demócratas y republicanos. Se trata de la primera vez que una Administración republicana con mayoría en el Congreso -tanto en la Cámara de Representantes como en el Senado- se ve obligada a cerrar.

Para dar luz verde a los presupuestos que hubieran evitado el cierre eran necesarios 60 votos a favor, lo que situaba en diez el número de votos demócratas necesarios para aprobar el proyecto republicano. El recuento de la votación, que sigue técnicamente abierta, se encuentra en 48 votos en contra y 50 a favor, de los cuales cinco son demócratas (Joe Donnelly, Heidi Heitkamp, Doug Jones, Joe Manghin y Claire McCaskill).

Por su parte, los senadores republicanos Jeff Flake, Lindsay Graham, Mike Lee y Rand Paul han votado en contra de la propuesta, según ha informado The New York Times.

El líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, y el de los demócratas, Chuck Schumer, se encuentran en el hemiciclo trabajando en un intento por llegar a un acuerdo. Varias fuentes han informado a la cadena de televisión CNN de que las conversaciones están siendo «potencialmente productivas», pero la diferencia de votos es demasiado amplia.

El caos se adueña de Washington por la falta de liderazgo de Trump y su partido

adriana rey

La ausencia de consenso con los demócratas pone al Gobierno al borde del cierre

Por primera vez en la historia de Estados Unidos, el país se enfrentó ayer a la sombra del cierre de Gobierno con un Partido Republicano asentado en la Casa Blanca y teniendo la mayoría en las dos cámaras del Congreso. La ausencia de liderazgo del presidente Trump, así como la falta de consenso en sus propias filas, llevaron al borde del precipicio las negociaciones para evitar el conocido como shutdown.

«Hemos hecho algún progreso, pero todavía tenemos un buen número de desacuerdos», dijo el líder de la minoría demócrata en el Senado, Chuck Schumer, tras reunirse en la Casa Blanca con Trump durante 90 minutos. Hizo estas declaraciones a escasas diez horas del cierre de gobierno. El pacto no era fácil. La oposición prometió el jueves que torpedearía las negociaciones después de que los republicanos lograsen aprobar en la Cámara Baja una prórroga de un mes para el presupuesto federal, incluyendo otros seis años de cobertura para el seguro médico infantil (CHIP, por sus siglas en inglés). Eso sí, ni rastro de la principal demanda de la bancada demócrata: el programa DACA (Acción Diferida para Llegados en la Infancia), que protege a los dreamers,

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

La falta de acuerdo entre demócratas y republicados obliga a EE. UU. a cerrar el gobierno federal