Trump dice a Abás que reconocerá a Jerusalén como capital de Israel

adriana rey NUEVA YORK / CORRESPONSAL

INTERNACIONAL

SAUL LOEB | AFP

Desoye las advertencias de todos sus aliados y dispara la tensión en el mundo árabe

06 dic 2017 . Actualizado a las 05:00 h.

Las advertencias que le han hecho llegar todas las personas a las que comunicó sus intenciones en las últimas horas, incluido aliados como el rey de Arabia Saudí, no han hecho mella en él. Donald Trump hará pública hoy su decisión sobre el traslado de la embajada de EE.UU. desde Tel Aviv a Jerusalén, una medida que en la práctica entrañaría el reconocimiento de dicha ciudad como capital de Israel.

El malestar ha ido en aumento en el mundo árabe que, en las últimas horas, no sale de su asombro y presiona al magnate para que recapacite y no cause una ofensa difícilmente reparable. Uno de los más contundentes ha sido el presidente de Palestina, Mahmud Abás, al que Trump ya comunicó la decisión y quien advirtió de las peligrosas consecuencias que tendrá sobre el proceso de paz, la seguridad y la estabilidad en la región. Al aviso de Abás se sumaron las advertencias de Jordania, Arabia Saudí, Egipto, Catar o Turquía.

«Señor Trump, Jerusalén es la línea roja de los musulmanes», avisó el líder turco, Tayip Erdogan, tras amenazar con romper relaciones diplomáticas con Israel si se tomaba la decisión. «[Jerusalén] ha sido capital del pueblo judío durante 3.000 años y la capital de Israel durante 70, lo reconozca Erdogan o no», contestó un funcionario israelí en un intercambio de reproches.