Bronca en el Congreso italiano en la tramitación de la nueva ley electoral

Este martes estaba programado que se votasen los tres primeros artículos, pero tras los incidentes la votación tendrá lugar este miércoles


Roma / corresponsal

El recorrido parlamentario de la nueva ley electoral italiana, Rosatellum, comenzó ayer con bronca en la Cámara de Diputados. La Ley que toma el nombre de su promotor, el diputado del Partido Democrático (PD), Ettore Rosato. Las protestas partieron del Movimiento 5 Estrellas cuando la ministra de Relaciones con el Parlamento, Anna Finocchiaro, presentó la decisión del Gobierno de llevar la ley a la Cámara con el sistema de la confianza, un instrumento que se utiliza para limitar los debates con numerosas enmiendas y agilizar el trámite de aprobación. Ante los gritos y las protestas que llegaban de los escaños de los seguidores de Beppe Grillo, la presidenta de la Cámara de Diputados, Laura Boldrini, decidió suspender la sesión.

Ayer estaba programado que se votasen los primeros tres artículos de la nueva ley, pero tras los incidentes la votación tendrá lugar hoy.

Dos sistemas

El Gobierno de Gentiloni tiene prisa por aprobar la ley electoral ya que la legislatura concluye en marzo del 2018 y en este momento están vigentes dos sistemas distintos, uno para cada cámara del Parlamento. El texto ahora propuesto cuenta con el apoyo del PD de Matteo Renzi y Alternativa Popular de Angelino Alfano, y de algunas formaciones de la oposición como la Liga Norte y Forza Italia, de Silvio Berlusconi. Para el M5E, la ley es resultado de un pacto entre Renzi y Berlusconi para evitar una futura victoria electoral del partido de Grillo cuyo candidato es el joven Luigi Di Maio. También está en contra la izquierda escindida del PD.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Bronca en el Congreso italiano en la tramitación de la nueva ley electoral