La justicia anula las elecciones en Kenia y obliga a repetirlas

Considera que las irregularidades, «deliberadas y de mala fe», invalidan la reelección de Uhuru Kenyatta


Redacción / La Voz

Un insólito terremoto político en Kenia y un precedente histórico para el continente africano. Los kenianos tendrán que volver a las urnas en un plazo de 60 días para elegir nuevo presidente una vez que el Tribunal Supremo del país anuló ayer la reelección de Uhuru Kenyatta en los comicios del 8 de agosto tras las denuncias presentadas por su rival, el líder opositor Raila Odinga.

El veredicto del tribunal, unánime, establece que los comicios no respetaron las condiciones que estipula la Constitución. Considera probado que la comisión electoral, encargada de velar por la imparcialidad del proceso, fue negligente y considera que las irregularidades cometidas, «deliberadas y de mala fe», afectaron a la integridad de los comicios.

Kenyatta aceptó la decisión de volver a las urnas pero se mostró en desacuerdo con el tribunal. «Estamos dispuestos» a ir a nuevas elecciones, se plegó durante un discurso a la nación en Nairobi. «Dejemos que la gente decida». Sin embargo, afirmó que la opinión de un tribunal de seis jueces no refleja necesariamente la voluntad del pueblo. «Unas pocas personas no pueden cambiar la voluntad de los kenianos», clamó.

Después de que Kenyatta fuera proclamado vencedor con el 54 % de los votos, Odinga, que habría obtenido 44,7 %, lo acusó de fraude alegando que el sistema informático de la comisión electoral había sido hackeado e impugnó los resultados. El lunes el tribunal ordenó que se permitiese a la Super Alianza Nacional (NASA) de Odinga acceder al sistema informático para poder verificar el escrutinio en las oficinas electorales. La auditoría fue supervisada por expertos independientes.

Odinga celebró el fallo como «histórico para Kenia y África». «Es la primera vez en la historia [del continente] que unas elecciones presidenciales son anuladas. Es una decisión que creará un precedente», proclamó poco después de conocerse la noticia. Odinga y su partido están planeando además exigir la persecución de todos los funcionarios electorales implicados en el fraude.

La comisión electoral anunció una investigación para averiguar qué miembros de su personal estuvieron implicados en las malas prácticas con la intención de perseguirlos, anunció su presidente Wafula Chebukati en una rueda de prensa. La comisión electoral sustituirá además al personal implicado. Poco después, Odinga y sus seguidores marcharon en un convoy por las calles de la capital Nairobi saludando a la multitud. Sus seguidores cantaban «Uhuru debe irse».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

La justicia anula las elecciones en Kenia y obliga a repetirlas