Los suecos se ríen de Trump por inventarse un ataque terrorista en su país

El presidente de Estados Unidos justifica su polémico veto migratorio en un incidente que no existió en el país escandinavo


Redacción

Donald Trump está a punto de cumplir un mes en la Casa Blanca. Y nadie puede decir que su presidencia haya arrancado de forma plácida. Le ha declarado la guerra a muchos medios de Estados Unidos, ha protagonizado polémicas casi todos los días, ha tenido que prescindir de un asesor y la justicia ha bloqueado su polémico veto migratorio.

Para resarcirse, ayer dio un mitin en Orlando. Ante 9.000 fieles recuperó el espíritu de la populista campaña que lo aupó al poder, anunció una nueva orden ejecutiva sobre inmigración y prometió crear «zonas de seguridad» para refugiados en Siria que financiarían los países del Golfo Pérsico. Para justificar sus políticas, habló de varios escenarios de ataques terroristas. Y dijo: «uno mira lo que está ocurriendo en Alemania, uno mira lo que pasó anoche en Suecia. Suecia, ¿quien lo creería? Suecia. Recibieron a muchos. Están teniendo muchos problemas que jamás imaginaron».

Esta frase provocó un incendio en las redes sociales y desató tanto la hilaridad como la indignación de muchos ciudadanos del país escandinavo. ¿Por qué? Porque en Suecia no pasó nada. No hubo ningún ataque terrorista. Y no es la primera vez que  Trump y su equipo se inventan uno. 

En el mes que lleva en la Casa Blanca, el gobierno de Trump ha sido objeto de críticas y ridiculizaciones por mencionar ataques que jamás tuvieron lugar. Su asesora Kellyanne Conway -quien hizo célebre la frase «hechos alternativos» para referirse a flagrantes mentiras- se refirió a la «masacre de Bowling Green» durante una entrevista.

Luego dijo en un tuit que lo que quiso decir era «terroristas de Bowling Green», en alusión a dos iraquíes que fueron acusados en 2011 de intentar enviar armas y dinero a Al Qaida, y utilizar dispositivos explosivos improvisados contra soldados estadounidenses en Irak.

Y el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, hizo tres referencias en una semana a un atentado en Atlanta. Luego dijo que quiso decir Orlando, la ciudad de Florida donde una estadounidense de origen afgano ultimó a 49 personas en una discoteca el año pasado.

La divertida e indignada reacción de los suecos

En Twitter se hicieron populares bromas con los hashtags #lastnightinSweden (anocheenSuecia) y #SwedenIncident (IncidenteSuecia).

La bibliotecaria que gestiona una de las cuentas oficiales del país en la red social preferida por Trump, Enma, reaccionó con estupor y contundencia: «No ha pasado nada en Suecia. No se ha producido ningún ataque terrorista».

 Según recoge la agencia AFP, el ex primer ministro sueco Carl Bildt inquirió: «¿Suecia? ¿Ataque terrorista? ¿Qué ha estado fumando?». Gunnar Hokmark, un miembro sueco del Parlamento Europeo, retuiteó un post: «#anocheenSuecia mi hijo arrojó su hot dog al fuego. ¡Qué triste!». Hokmark agregó su propio comentario: «¿Cómo pudo saberlo Trump?»

Otros usuarios lanzaron sus propias teorías y aludieron, por ejemplo, a que Donald Trump había dicho esa frase influido por su frustración a la hora de montar un mueble de IKEA. Y se popularizó la etiqueta paródica #JesuisIkea.

Votación
18 votos
Comentarios

Los suecos se ríen de Trump por inventarse un ataque terrorista en su país