Israel se blinda para el funeral de Peres, en el que estará Abás

La Voz REDACCIÓN / LA VOZ

INTERNACIONAL

MENAHEM KAHANA | AFP

La muerte del expresidente consigue juntar por primera vez desde septiembre del 2010 al mandatario palestino y al primer ministro Benjamin Netanyahu

30 sep 2016 . Actualizado a las 07:24 h.

Unos segundos para inclinarse, tomar una foto, decir unas palabras o recogerse en silencio. Es el tiempo que han tenido los miles de israelíes que desfilaron ayer ante el féretro de Simón Peres, expuesto en el patio de la Kneset (Parlamento), en Jerusalén, para despedir a una político clave en su historia. El rey Felipe VI, Barack Obama, François Hollande son solo algunos de la veintena de jefes de Estado y de Gobierno que asistirán a las exequias. También estará el presidente palestino Mahmud Abás.

La muerte de Peres ha conseguido juntar por primera vez desde septiembre del 2010, a Benjamin Netanyahu y Abás. La última vez se reunieron en la residencia del primer ministro israelí con Hillary Clinton como mediadora. Lo que está descartado es un encuentro más allá de la pura formalidad del funeral.

Los servicios de seguridad de Israel han preparado un dispositivo para el funeral más blindado de la historia del país, que coincide con el primer aniversario de la bautizada como intifada de los cuchillos, y para garantizar el desplazamiento de los mandatarios y el aterrizaje y despegue en unas pocas horas de más de 120 aviones.