Irán ahorca en un solo día a veinte suníes acusados de terrorismo

Grupos de derechos humanos han criticado las ejecuciones y han señalado que los casos se basan en confesiones forzadas

Ejecución en Irán de varios ladrones, en una fotografía de archivo.
Ejecución en Irán de varios ladrones, en una fotografía de archivo.

Redacción / La Voz

El régimen islámico de Teherán ha ejecutado en la horca en un solo día a veinte miembros de un grupo terrorista suní a los que acusó de asesinatos de civiles y de haber amenazado la seguridad nacional, en una de las más importantes ejecuciones masivas en el país. Grupos de derechos humanos criticaron las ejecuciones y señalaron que los casos se basan en confesiones forzadas. En concreto, la Campaña Internacional para los Derechos Humanos en Irán, una organización independiente con sede en EE. UU., señaló que todo el caso contra uno de los ahorcados, Shahram Ahmadi, fue construida en una confesión forzada. A ninguno de los familiares de los condenados se les permitió visitarlos antes de ser colgados, añadió la organización. Irán, de mayoría chií, ejecutó al menos a 977 personas el año pasado, según los datos de Amnistía Internacional.

Los veinte condenados fueron ejecutados el martes, indicó ayer el fiscal general Mohamad Javad Montazeri en la televisión estatal IRIB, sin precisar su nacionalidad ni el lugar de la ejecución. «Estas personas cometieron asesinatos (...), mataron a mujeres y niños, causaron destrozos, actuaron contra la seguridad nacional y mataron a responsables religiosos suníes en regiones kurdas», enumeró. El fiscal precisó que los acusados seguían la ideología takfiri, un término que designa a grupos yihadistas suníes.

Ataques islamistas

El Ministerio de los Servicios de Inteligencia informó el miércoles en un comunicado de 24 casos de ataques armados, de explosiones con bomba y de robos entre el 2009 y el 2012 cometidos por el grupo Tawhid y Yihad, que causaron 21 muertos y casi 40 heridos en el oeste de Irán, según informa la agencia AFP. El grupo está acusado de haber asesinado en el 2009 a dos religiosos suníes, uno de los cuales era un representante provincial de la poderosa Asamblea de Expertos.

A finales de junio, Irán anunció haber desmantelado «uno de los más importantes complots terroristas» de organizaciones yihadistas en su territorio. Las grandes ciudades iraníes son normalmente seguras y no suelen ser blanco de atentados yihadistas del Estado Islámico (EI).

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Irán ahorca en un solo día a veinte suníes acusados de terrorismo