Un traicionado Boris Johnson no se postula como candidato para sustituir a Cameron

Theresa May, ministra de Interior, Michael Gove, ministro británico de defensa, Liam Fox, exministro de Defensa, Stephen Crabb y Jeremy Hunt mantienen sus candidaturas


Agencias

El exalcalde de Londres Boris Johnson, abanderado de la salida del Reino Unido de la UE -«brexit»-, decidió no presentar su candidatura para sustituir a David Cameron como líder conservador y primer ministro británico. En una sorprendente declaración en Londres en medio de una gran expectación mediática, Johnson dijo que él no es la persona adecuada para asumir la responsabilidad del Ejecutivo.

El antiguo primer edil de la capital británica, de 52 años, era visto como uno de los candidatos favoritos para asumir el liderazgo de la formación, después del éxito de su campaña a favor del brexit en el referendo europeo del 23 de junio. Tras defender en su discurso la necesidad de unir al país y cuando todo el mundo esperaba que diera a conocer su candidatura, Johnson dijo que, una vez que había consultado a sus colegas, «llegó a la conclusión» de que él no era la persona pertinente para asumir el liderazgo.

El político «tory», una de las figuras más carismáticas del partido, afirmó que el nuevo líder necesita transmitir «esperanza» y «ambición» al pueblo británico después del plebiscito, en el que casi el 52 % del electorado apoyó el «brexit». Johnson tomó la decisión después de que su compañero de campaña para el referendo, el ministro de Justicia, Michael Gove, le tricionase al postularse para la misma carrera de sustituir a Cameron. 

Johnson anunció que no será candidato en las primarias conservadoras, unos minutos antes de que se cerrara el plazo, a mediodía. Lo hizo en un discurso en el que empezó parafraseando a Bruto, hijo y asesino del emperador romano Julio César, según la versión de los hechos de la obra de William Shakespeare.

«Tras consultar a mis colegas y en vista de la situación en el Parlamento, yo no puedo ser esa persona», dijo Johnson tras enumerar los desafíos que le esperan al nuevo premier británico.

La fractura en el campo Brexit despeja el camino a la ministra de Interior, Theresa May, partidaria de la UE pero poco expuesta durante la campaña, que hizo también oficial su candidatura.

Para el ministro de Sanidad Jeremy Hunt, la saga vivida este jueves «se parece un poco a la serie de televisión House of Cards, o quizás es que demasiados políticos ven Juego de tronos», dijo a la televisión Sky news.

Más duro fue Michael Heseltine, una figura conservadora que fue segundo del partido, que lamentó que Boris Johnson se retire sin reparar los desperfectos de la victoria del brexit.

«Ha destrozado el partido. Ha provocado la mayor crisis constitucional de los tiempos modernos. Ha hecho desaparecer miles de millones de libras de los ahorros del país. Es como un general que encabeza a sus hombres con el ruido de los cañones de fondo, y los abandona al ver el campo de batalla», dijo Heseltine a la BBC.

May
May

Theresa May, ministra de Interior y que defendió la permanencia del país en la UE, suena como una de las sustitutas y ya confirmó que se presentará a la sucesión. Este mismo jueves lo oficializó: «Os he reunido aquí para anunciaros mi candidatura», dijo en un acto en Londres, asegurando que es la persona ideal para «unir y gobernar en el mejor interés» del Reino Unido tras la victoria del brexit en el referendo sobre la Unión Europea del 23 de junio.

El ministro británico de Justicia, Michael Gove, uno de los líderes a favor del brexit, anunció este jueves que optará a suceder a David Cameron como líder conservador y primer ministro, golpeando así las aspiraciones de Boris Johnson. Gove afirmó, en un comunicado, que «Boris no puede aportar el liderazgo» necesario para los desafíos que se avecinan, como negociar la ruptura con la Unión Europea, por lo que decidió sumarse a la carrera.

Los otros candidatos que han manifestado sus candidaturas son el exministro de Defensa Liam Fox y el actual titular de Trabajo y Pensiones, Stephen Crabb, mientras que otro posible aspirante es el ministro de Sanidad, Jeremy Hunt.

Gove
Gove

El próximo líder tory y primer ministro deberá ser elegido para el próximo 9 de septiembre, pocas semanas antes de celebrarse el congreso anual de la formación, que tendrá lugar a principios de octubre en la ciudad inglesa de Birmingham.

El nuevo primer ministro conservador deberá negociar con la UE la salida del Reino Unido del bloque y decidir si invoca inmediatamente el Artículo 50 del Tratado de Lisboa, que establece el proceso para la salida, estimado en dos años.

El llamado Comité 1922, que integra al grupo parlamentario conservador, será el encargado de supervisar esta elección y la decisión final estará en manos de todos los afiliados del partido.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Un traicionado Boris Johnson no se postula como candidato para sustituir a Cameron