«La clase obrera prefiere el 'brexit' y la clase media quiere quedarse»

El profesor de la Universidad de Kent sostiene que el liderazgo de David Cameron es «muy inestable» y que su sucesor podría ser un euroescéptico


Londres / E. La Voz

Académico y comentarista, especializado en movimientos como el euroescepticismo y la islamofobia, Matthew Goodwin es el autor de Revolt on the Right (La Revuelta de la Derecha), trabajo de referencia para entender el auge del UKIP que le ha valido el premio al mejor libro de política en Reino Unido en el 2015. Profesor de Relaciones Internacionales de la Universidad de Kent, miembro asociado del Instituto Real de Asuntos Internacionales Chatham House, es también un apasionado de la política europea. En su opinión, el referendo sobre la UE ha dividido por completo a su país por clases, generaciones y geografía.

-¿Cómo ve la campaña en estos momentos?

-Hay una percepción general de que los que hacen campaña por la salida de la UE han tenido un momentum, y que se han centrado más y más en inmigración. Sin embargo, en las encuestas las cosas siguen muy igualadas, con un 51 % a favor de seguir, frente a un 49 % partidarios de la salida.

-¿Cómo interpreta el liderazgo de David Cameron?

-Ahora mismo es muy inestable. Está apoyándose en el voto laborista y liberaldemócrata, así como en la mitad de los conservadores. También está haciendo frente a una fuerte oposición de miembros del Parlamento, incluidos ministros de su gabinete, que no están satisfechos con cómo está gestionando el referendo. Ahora es cada vez más probable que su sucesor sea un euroescéptico como Boris Johnson, Michael Gove, o incluso Theresa May.

-¿Cree que hay preocupación en la sociedad por una posible salida de la UE?

-No creo que la gente esté preocupada, pero sí que Reino Unido está fuertemente dividido según la clase social, la generación y la geografía. La clase obrera prefiere el brexit y la clase media quiere quedarse. Los jóvenes no quieren el brexit aunque los votantes de más edad sí. Por último, los que viven en centros urbanos y diversos desean quedarse en la UE, pero en las zonas más agrícolas y económicamente deprimidas quieren irse. No hay un sentido general de preocupación, pero el Reino Unido está completamente dividido.

-¿Qué balance hace de los debates en televisión?

-No creo que hayan tenido un gran impacto en la campaña. Apenas tres millones de personas presenciaron el debate en la cadena ITV el jueves por la noche, y menos de un millón, el de Sky. No han suscitado el mismo nivel de entusiasmo que los que vimos durante las elecciones generales del año pasado. Históricamente, la Unión Europea no ha sido vista como un tema importante por la mayoría de los votantes. Por el momento, no estamos viendo la pasión del referendo de Escocia.

-¿Qué participación espera el 23 de junio?

-Creo que estará entre el 50 % y el 60 %, pero no alcanzará los niveles que vimos en Escocia.

-¿Qué sucederá los próximos 12 días de campaña?

-Los partidarios de la salida centrarán su campaña en inmigración, la adhesión de Turquía a la UE y las negociaciones para la entrada de Armenia y Albania. La campaña de los que defienden quedarse buscará que solo se hable de la economía, los puestos de trabajos y los salarios. También veremos como ambas campañas se centrarán en sus áreas fuertes. Estamos más ante un referendo de movilización que de persuasión. Significa que los dos grupos prefieren movilizar a sus votantes en vez de persuadir a los del otro lado. No es un buen momento para la deliberación política en Reino Unido con debates abiertos, sino que estamos ante un escenario muy polarizado en el que ambos bandos se apoyan en sus partidarios.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

«La clase obrera prefiere el 'brexit' y la clase media quiere quedarse»