Francia recuerda los cien años de la simbólica batalla de Verdún

Unas 300 personas se reunieron bajo la llovizna en el lugar que simboliza el infierno de la Primera Guerra Mundial


La ciudad francesa de Verdún inició ayer las conmemoraciones de la batalla homónima, cuyo primer cañonazo retumbó hace exactamente cien años. Batalla que más que ninguna otra simboliza el infierno de la Primera Guerra Mundial. Unas 300 personas se reunieron bajo la llovizna donde todo empezó, en el bosque de Caures, a unos 15 kilómetros de Verdún. Al alba, voluntarios franceses y alemanes vestidos de época recorrieron un camino fangoso iluminado con velas, a la vez que leían documentos históricos y evocaban la lluvia de obuses alemanes. «Hace exactamente 100 años empezaba el bombardeo. Este delirio sin precedentes retumbó hasta en los Vosgos, a 150 km (...) 1.400 cañones y morteros vomitaron casi un millón de obuses. Cerca de 400 cañones se concentraron en el bosque de Caures», recordó un figurante.

Más de 300.000 muertos

Más de 300.000 soldados de ambos lados perdieron la vida en una batalla que duró 300 días y pasó a la historia como sinónimo de carnicería. Para los franceses también es símbolo de resistencia y sufrimiento. Al final de la batalla, en diciembre de 1916, ninguna de las dos líneas se había apenas movido del punto de partida. Pero no se trató de un empate: los franceses lograron contener los asaltos repetidos del enemigo, que nunca logró acercarse a menos de 5 kilómetros de Verdún.

«Es importante estar aquí para honrar a quienes perdieron la vida. Pero también para confirmar la amistad franco-alemana en un momento en que los nacionalismos están exacerbados», comentó el secretario de Estado francés para los Antiguos Combatientes y la Memoria, Jean Todeschini.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Francia recuerda los cien años de la simbólica batalla de Verdún