«Los occidentales comienzan a ver a Al Asad como un mal menor»

Mariluz Ferreiro REDACCIÓN / LA VOZ

INTERNACIONAL

Miquel Coll Molas

Cree que la lucha antiterrorista no debe llevar a la UE a renunciar a sus valores

20 nov 2015 . Actualizado a las 09:42 h.

Seguridad frente a libertad. Pol Morillas cree que ese el dilema para la UE tras los atentados de París. Morillas es investigador principal para Europa en el Barcelona Centre for International Affairs, Máster en Relaciones Internacionales por la London School of Economics y doctorando de la Universidad Autónoma de Barcelona.

-¿Cree que peligra Schengen tal y como lo conocemos?

-Schengen tiene cláusulas aplicables en caso de peligro para los ciudadanos. Los Estados están en pleno control de sus fronteras para decidir unilateralmente un cierre limitado. Estas medidas no ponen en peligro Schengen, siempre que sean reversibles. Pero sería grave si se institucionalizaran esos cambios. Es un error legislar para luchar contra el terrorismo si se destruyen los valores y los principios de la UE. El caso paradigmático es Guantánamo.

-¿El endurecimiento de la ley en Francia arrastrará a otros países?

-Los cambios siempre van en cadena. Me preocupa lo que dijo Manuel Valls sobre el posible uso terrorista de armas químicas. Mensajes así favorecen la institucionalización de la seguridad y crean pánico. Hay que ir con cuidado para no sobrerreaccionar.