Una niña siria se rinde ante una cámara de fotos tras confundirla con un arma

La imagen de una fotoperiodista ha conseguido dar la vuelta al mundo por el terror de la mirada de su protagonista


Una imagen desgarradora está dando la vuelta al mundo a través de las redes sociales. No muestra sangre, ni cuerpos, pero la sola inocente mirada de su protagonista muestra todo el dolor al que el pueblo sirio debe enfrentarse cada día.

Arrodillada en el suelo y con las manos en alto, la pequeña siria de tan solo cuatro años, se rinde frente a la cámara de la fotoperiodista gazatí Nadia Abu Shaban, al confundir el cotidiano objeto con un arma. «Imagen tomada a una niña siria, ella cree que tengo un arma y no una cámara, por lo que se rindió», explicaba la propia autora de la foto en sus redes sociales.

El terror reflejado en su rostro y la inocencia de la imagen han conseguido concienciar a muchos de la terrible situación del pueblo sirio. Y es que desde el 2011, catorce millones de niños se han visto afectados por un conflicto que ya ha provocado la muerte de más de 210.000 menores y casi 10 millones de desplazados. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos

Una niña siria se rinde ante una cámara de fotos tras confundirla con un arma