Sarkozy mantiene la ambigüedad sobre su candidatura a la presidencia

EFE

INTERNACIONAL

PHILIPPE WOJAZER | REuters

El expresidente aseguró que su primer objetivo está fijado en la reconstrucción de su partido

07 nov 2014 . Actualizado a las 22:52 h.

El expresidente francés Nicolas Sarkozy dio hoy un nuevo paso adelante en sus intenciones de refundar su partido, la conservadora Unión por un Movimiento Popular (UMP), en la que fue su primera gran aparición en París tras su regreso a la política.

El exmandatario se propuso liderar una agrupación no tanto de centro, de derecha o de izquierda, sino de «todos los franceses», capaz de combatir «el repliegue de Francia sobre sí misma» y de superar la «cólera» de los ciudadanos ante la situación actual del país.

En un mitin celebrado ante cerca de 5.000 personas, según los cálculos de los organizadores, Sarkozy prefirió centrarse en su objetivo político más inmediato y no pronunciarse sobre su eventual nueva candidatura a la jefatura del Estado.

«A todos aquellos que esperaban que esta noche desvelara mis intenciones para las elecciones presidenciales de 2017 quiero decirles: 'Cada cosa a su tiempo'», indicó en un acto en el que buscaba reconquistar a su militancia.

Entre constantes ovaciones, evocó la necesidad de «tomar el tiempo de escribir» la nueva historia que comienza para su grupo, que el próximo 29 de noviembre elegirá a su nuevo presidente.

En un discurso teórico impregnado de retórica y carente de anuncios concretos en cuanto a su programa para el partido, Sarkozy apeló a la «moral» del espíritu republicano e invocó la figura del general De Gaulle para salvaguardar y apuntalar la «grandeza de Francia».

«Saltar la etapa de la reconstrucción de una gran formación política republicana (...) sería resignarse a construir sobre un campo de ruinas», afirmó.

El exmandatario hizo un guiño a la necesidad de acercar la UMP al mundo de la ciencia, el arte y la cultura, y aspiró a encabezar un movimiento abierto a la discusión y que acoja a todos aquellos con «apertura de espíritu».