Los yihadistas usan desde septiembre gas cloro para atacar a soldados en Irak

La Voz REDACCIÓN / LA VOZ

INTERNACIONAL

Habían robado el agente químico del arsenal del régimen de Bachar al Asad

25 oct 2014 . Actualizado a las 05:00 h.

El Gobierno iraquí reconoció en septiembre que los yihadistas del Estado Islámico estaban atacando a sus soldados con gas cloro, un agente químico que habría robado del arsenal del régimen de Bachar al Asad. Un mes después, y tras hacerse eco ayer el diario The Washington Post, el secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, anunció al apertura de una investigación.

El diario informa de un ataque perpetrado el mes pasado contra las fuerzas de seguridad iraquíes en Duluiya, localidad de la provincia de Saladino situada a 80 kilómetros al norte de Bagdad. Once soldados fueron hospitalizados por presentar mareos, vómitos y dificultad para respirar, en lo que fue diagnosticado como envenenamiento por cloro. «Estas acusaciones son extremadamente graves y estamos buscando información adicional para poder determinar si podemos confirmarlo o no», dijo Kerry.

El 28 de septiembre, el Ministerio de Defensa iraquí reconoció que los yihadistas tenían acceso a gas de cloro, que cargan en minas y otros artefactos explosivos en las carreteras. La confirmación oficial tuvo lugar después de que los medios iraquíes informaran de al menos de dos ataques con esta toxina. El primero, según el canal Al Sumariya, tuvo lugar el 15 de septiembre en Duluiya y resultaron intoxicadas unas decenas de personas, entre civiles y soldados.