El EI justifica la toma de infieles como esclavas sexuales


El Estado Islámico justifica el uso de mujeres infieles como esclavas sexuales basándose en su fanática interpretación del Corán. «Uno debe recordar que la esclavización de las familias de los kuffar (infieles) y la toma de sus mujeres como concubinas es un aspecto firmemente establecido por la sharia o ley islámica», publicó el EI en su web de propaganda Dabiq.

En el artículo El renacimiento de la esclavitud antes de la Hora [el juicio final], los radicales suníes sostienen que las mujeres yazidíes, una minoría religiosa de pasado milenario que habita en el Kurdistán iraquí, pueden ser capturadas y convertidas en concubinas o esclavas sexuales de forma legítima.

El artículo saltó el domingo a la luz pública horas después de que Human Rights Watch (HRW) presentará su informe sobre los miles de crímenes contra las minorías étnicas de Siria e Irak perpetrados por el EI. Crímenes como separar a cientos de mujeres de sus familias para obligarlas a casarse con sus milicianos o para ser vendidas como esclavas sexuales. La mayoría de las víctimas son yazidíes.

El número exacto de secuestros es desconocido dado que en las regiones con importante presencia de etnias minoritarias (yazidíes, cristianos, turcomanos y chabaquíes) se ha dispersado la población para tratar de huir del avance yihadista. No obstante, por las entrevistas que han realizado los miembros de HRW, muchos yazidíes aseguran haber visto más de 1.000 secuestros.

La oenegé HRW cuenta el caso de Adlee de 17 años, y Rewshe, de 15 que consiguieron escapar de su cautiverio. Adlee contó como «un hombre grande y barbudo» la cogió de entre un grupo de cautivas y le dijo: «Eres mía». Rewshe fue entregada a un miliciano por 1.000 dólares.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El EI justifica la toma de infieles como esclavas sexuales