La Duma del Estado (cámara baja del Parlamento ruso) ratificó el jueves el acuerdo por el que Crimea y la ciudad de Sebastopol se incorporaron a la Federación Rusa.

Un total de 443 diputados votaron a favor, y solo uno en contra del Acuerdo de adhesión que firmaron el martes pasado el presidente ruso, Vladímir Putin, y los líderes de Crimea y Sebastopol.

La cámara también aprobó, por 445 votos a favor y uno en contra, la ley constitucional por la que se crean las entidades federadas de Crimea y Sebastopol, que son las número 84 y 85 de la Federación Rusa.

El ministro de Asuntos Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, dijo hoy que la incorporación de Crimea y el puerto de Sebastopol a la Federación Rusa quedará formalizada jurídicamente esta semana.

Tras la ratificación hoy por la Duma, los documentos serán aprobados por el Consejo de la Federación, la cámara alta del Parlamento, que se reunirá este viernes.

Una vez que se concluya el trámite en el Legislativo, Putin podrá promulgar las leyes, el último paso para completar el procedimiento jurídico.

El Tratado para la incorporación a Rusia de la rebelde península ucraniana y de la ciudad que aloja a la Flota rusa del Mar Negro fue firmado el 18 de marzo en una ceremonia solemne ante el pleno del Parlamento y los jefes de todas las regiones rusas en la Sala de San Jorge del Gran Palacio del Kremlin.

El primer ministro de Crimea, Serguéi Axiónov, el jefe del parlamento, Vladímir Konstantínov, y el jefe de la ciudad de Sebastopol, Alexéi Chali, suscribieron el acuerdo.

En el tratado se señala que los habitantes de Crimea adquieren la nacionalidad rusa, si «en el plazo de un mes» no declaran su voluntad de mantener su actual nacionalidad.

El acuerdo también contempla la celebración de elecciones regionales en Crimea y municipales en Sebastopol en septiembre del 2015.

Se establecen tres idiomas cooficiales en el territorio de la península: ruso, ucraniano y crimeo-tártaro.

España cumplirá con las sanciones

El Gobierno español cumplirá con las sanciones que la UE imponga a Rusia por la anexión de Crimea, aunque supongan «un sacrificio» para los intereses españoles, según ha dicho el ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, José Manuel García Margallo.

«Somos aliados serios y vamos a cumplir con las sanciones que se impongan, pero nos puede suponer un sacrificio», ha dicho en una entrevista en Antena 3, horas antes del Consejo Europeo que abordará la situación en Ucrania, y al que asistirá el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

Margallo ha recordado que está no es la primera vez que España renuncia a intereses económicos en el marco de la política exterior europea, ya que, cuando se impusieron sanciones a Irán, España importaba de este país un 14 % de su petróleo y hubo que buscar fuentes alternativas. «Muchos de los viajes que hacíamos a Oriente Medio y nadie sabía por qué eran para eso», ha explicado.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

La cámara baja rusa ratifica la anexión de Crimea