La UE congela los activos de Yanukóvich, su familia y 15 ex altos cargos ucranianos

Los líderes europeos discuten hoy cómo rebajar la tensión en Ucrania


La Unión Europea ha congelado durante un año los activos del expresidente ucraniano Víktor Yanukóvich, de sus hijos Alexander y Víktor, de cuatro ex ministros y de 11 ex altos cargos presuntamente responsables de malversación de fondos estatales, según anuncia hoy el diario oficial de la UE.

La lista publicada incluye a los ex ministros de Interior, Vitaliy Zajarchenko, de Justicia, Olena Lukash; de Salud, Raisa Bogatyrova y de Educación y Ciencia, Dimitro Volodimirovich. También figuran Mikola Azárov, que fue primer ministro hasta enero de 2014, y su hijo Oleksi, así como el ex fiscal general del país, Víktor Paulovich y su hijo Artem.

Los nombres se han hecho públicos el día en que se celebra en Bruselas una cumbre europea extraordinaria para abordar la situación en Ucrania. La UE identifica a las personas de la lista como implicadas en malversación de fondos públicos, según un comunicado del consejo, que explica que las sanciones incluyen medidas para intentar recuperar los fondos malversados.

Los Veintiocho también pretenden congelar los bienes de las personas responsables de violaciones de derechos humanos durante los recientes disturbios, los más violentos de la historia contemporánea de Ucrania, pero de momento ese texto legal no ha sido finalizado aún en el Comité Político y de Seguridad de la Unión Europea (COPS), según fuentes europeas.

Suiza ya acordó el pasado 28 de febrero congelar los bienes de veinte personas de nacionalidad ucraniana, entre ellas Yanukóvitch, su hijo Aleksander y otras personas de su entorno político.

Sin unanimidad

Los líderes europeos centrarán las discusiones en el paquete de ayuda económico y financiero para apoyar a Ucrania y contribuir a evitar su bancarrota si logra cerrar un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional y la oportunidad de dar luz verde o no a sanciones contra Rusia o dar espacio para el diálogo, según han explicado varias fuentes diplomáticas.

Los ministros de Exteriores de la Unión Europea reclamaron el pasado lunes la retirada «inmediata» de las tropas rusas desplegadas en la península ucraniana de Crimea y advirtieron de que si Moscú no toma ninguna medida para reducir la tensión en la zona, los Veintiocho se pronunciarán sobre posibles «consecuencias» para Rusia, aunque defendieron la necesidad de promover un diálogo entre las partes para buscar una resolución «pacífica» a la crisis como el envío de observadores internacionales de la OSCE.

Los Veintiocho plantearon el lunes posibles medidas de presión como la suspensión de las conversaciones en materia de visado y del nuevo acuerdo bilateral, así como otro tipo de «medidas concretas» que no entraron a detallar, aunque varias fuentes diplomáticas han explicado que incluyen las sanciones tradicionales de congelación de activos y restricción de visados.

«Los líderes discutirán de las sanciones, pero no anticipamos sus decisiones», han explicado fuentes europeas. «Todo depende de la actitud de Rusia en las próximas horas y si dan pasos» como «aceptar a los observadores internacionales» y «garantías de que no habrá tiros en la calle y la cosa no irá a peor», han explicado otras fuentes diplomáticas.

Sanción o diálogo

«Los líderes debaten si se da ya luz verde a las sanciones o se da una oportunidad al diálogo», han explicado otras fuentes diplomáticas, que admiten que «no hay unanimidad» en este punto para que salgan adelante. «Sería un camino muy peligroso. Los rusos responderían con sanciones. Hay que buscar una solución que permita a todos salvar la cara», han explicado.

España, pero también Alemania, Francia e Italia, apuestan por mantener abierta la vía del diálogo, como la «mayoría de los países», mientras que el frente que apuesta por las sanciones está encabezado por Lituania, Estonia y Letonia, con cierto apoyo de los países del este de Europa, según varias fuentes diplomáticas.

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo, que ya el lunes admitió que «no se le ocurría por el momento» mejor solución que el diálogo incluso si las fuerzas militares rusas no se retiran de las calles en Ucrania, ha dejado claro este miércoles que España «desea» que no haya que llegar a las sanciones porque se produzca antes «una desescalada» de la tensión actual.

Ayuda económica

Los jefes de Estado y de Gobierno también discutirán el paquete de apoyo económico y financiero europeo a Ucrania de hasta 11.000 millones de euros en dos años que ha presentado este miércoles el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso.

Los fondos procederán en su mayoría del Banco Europeo de Inversiones (BEI) y del Banco Europeo para la Reconstrucción y Desarrollo, que aportarían en total 8.000 millones de euros. El presupuesto de la UE sumaría otros 3.000 millones de euros, de los que 1.600 millones en préstamos y 1.400 millones en subvenciones y otra ayuda potencial de 3.500 millones a través del instrumento de inversiones para la vecindad.

El apoyo financiero, además, estará acompañado por otras iniciativas como la creación de una plataforma de coordinación de donantes, la aplicación provisional de un área de libre comercio una vez que se firme el Acuerdo de Asociación, la aceleración del proceso para liberalizar el régimen de visados y la asistencia técnica para la reforma constitucional y judicial, así como para preparar elecciones.

El objetivo de esta ayuda será respaldar a un Gobierno inclusivo, comprometido con las reformas, para «reconstruir un futuro próspero y estable para Ucrania», en palabras de Barroso, quien ha confiado en que los líderes europeos den una respuesta «clara y unida» el jueves, que permita aprobar estas medidas.

Se espera que los líderes europeos examinen esta propuesta en un Consejo Europeo extraordinario este jueves en Bruselas, en donde también recibirán al primer ministro ucraniano, Arseni Yatseniuk, con quien intercambiarán impresiones de la situación al inicio de la cumbre, que está previsto que concluya hacia las 15.00 horas.

Los Veintiocho también han dado luz verde a la congelación durante un año de los activos bajo jurisdicción europea de 18 ucranianos identificados como responsables de la apropiación indebida de fondos públicos, incluidos el expresidente, Viktor Yanukovich, y sus dos hijos, según han confirmado a Europa Press fuentes diplomáticas. La decisión legal y la lista completa se conocerán este jueves cuando se publiquen en el Diario Oficial de la UE para su entrada en vigor inmediata.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

La UE congela los activos de Yanukóvich, su familia y 15 ex altos cargos ucranianos