Dimite el primer ministro de la República Checa, salpicado por un caso de corrupción y espionaje ilegal

Petr Necas cae víctima de un escándalo que afectó a su mano derecha y jefe de gabinete


El primer ministro de la República Checa, el conservador Petr Necas, ha presentado su dimisión al presidente del país, Milos Zeman, tras verse salpicado por un escándalo de espionaje ilegal y corrupción política, informó Radio Praga. Necas tenía previsto su renuncia por uno de los mayores escándalos en el país desde la caída del comunismo.

El primer ministro, cuya jefa de gabinete es una de las detenidas en una serie de registros de varias oficinas del Gobierno practicadas la semana pasada, dejará con su renuncia también la presidencia del gobernante partido ODS. El jefe del Estado, Milos Zeman, y Necas se reunieron a primera hora de la tarde en el Castillo de Praga. Necas se ha visto salpicado por su relación con Jana Nagyova, considerada su mano derecha, y sospechosa de haber sobornado a diputados, tener contactos con grupos del crimen organizado y ordenar que los servicios de inteligencia vigilen a la esposa del propio primer ministro.

«Soy consciente de que un cambio de destino en mi vida privada está abrumando la escena política (de la República Checa) y del partido ODS», reconoció Necas el domingo. «Ha llegado el momento y acepto toda la responsabilidad política», señaló el primer ministro, quien hasta el domingo por la tarde negó tener intenciones de dimitir.

Según la Constitución checa, con la dimisión del primer ministro cae también el gobierno de coalición actual. Los tres socios de coalición se reunirán para analizar cómo seguir adelante tras la dimisión de Necas, mientras que la oposición, liderada por los socialdemócratas, exige elecciones anticipadas tras este escándalo. No obstante, los tres partidos gobernantes, el conservador ODS, el centrista Top09, del ministro de Exteriores, Karel Schwarzenberg, y el partido liberal Lidem, esperan poder mantenerse en el poder con un nuevo primer ministro hasta las elecciones generales previstas para la primavera del 2014.

Según Radio Praga, un posible sucesor para Necas es el actual ministro de Transporte y vicepresidente del ODS, Martin Kuba. Por ahora, el presidente del país, Milos Zeman, no se ha pronunciado sobre la anunciada dimisión de Necas, quien inició su mandato hace tres años con el compromiso de luchar contra la corrupción en el país centroeuropeo.

En la mayor operación contra la corrupción política desde la caída del comunismo, centenares de policías registraron oficinas del Gobierno checo en la madrugada del jueves pasado y detuvieron a ocho personas, entre ellas a Nagyova, así como al actual y al anterior responsable de los servicios secretos militares. En el operativo, sobre el que se conocen pocos detalles, la policía intervino más de cinco millones de euros en metálico y varias decenas de kilos de oro en lingotes.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Dimite el primer ministro de la República Checa, salpicado por un caso de corrupción y espionaje ilegal