La policía no encuentra en la casa de Boris Berezovski ninguna sustancia sospechosa

Agencias

INTERNACIONAL

El oligarca ruso, crítico con Putin, fue encontrado muerto la noche del viernes

24 mar 2013 . Actualizado a las 20:52 h.

La policía británica no encontró sustancias sospechosas radiactivas, químicas o biológicas en la residencia del oligarca ruso y crítico del Kremlin Boris Berezovski, quien fue hallado muerto el sábado en su casa de Ascot, cerca de Londres. Una portavoz de la policía de Thames Valley confirmó la ausencia de sustancias sospechosas en el domicilio de Berezovski, de 67 años, a quien un guardaespaldas encontró muerto el viernes en el baño de la casa.

Las inmediaciones de la vivienda de Berezovski, en el condado de Berkshire, fueron acordonadas la mañana del domingo, pero las medidas de seguridad disminuyeron a mediodía. La policía se disculpó con los vecinos por las molestias y aseguró que no ha existido peligro para la población de la región. A estas horas todavía no se ha retirado el cadáver del oligarca ruso de la casa. Desde el Kremlin llegaron informaciones que apuntan que podría remitirse que sea enterrado en Rusia.

Boris Berezovski vivía en el Reino Unido, que le ofreció asilo político, desde que Vladimir Putin subió al poder en Rusia en el 2000. Desde allí financiaba a la oposición rusa. Su yerno, Egor Schuppe, indicó el sábado que Berezovski estaba deprimido y que había suspendido el contacto con amigos y allegados.