Para obtener la ciudadanía israelí habrá que jurar fidelidad al Estado

Steve Weizman JERUSALÉN/AFP.

INTERNACIONAL

La medida, aprobada por el Gobierno, es calificada de racista por la minoría árabe del país

11 oct 2010 . Actualizado a las 02:00 h.

El Gobierno israelí, controlado por la derecha, aprobó ayer un controvertido proyecto de enmienda legislativa que obliga a los candidatos a la ciudadanía israelí, sea cual fuere su religión, a jurar fidelidad al «Estado judío y democrático de Israel».

La medida es calificada de «racista» por la minoría árabe de Israel, pero podría contribuir a aplacar a los ministros más radicales del Ejecutivo ante una eventual decisión de extender la moratoria sobre la construcción en los asentamientos en Cisjordania, una medida clave para salvar las negociaciones de paz con los palestinos.

Según un comunicado del gabinete del primer ministro Benjamin Netanyahu, 22 ministros aprobaron la enmienda y ocho votaron en contra, entre ellos los cinco laboristas.