Bush y Putin se despiden trazando el legado que dejan a sus sucesores

Ulf Mauder

INTERNACIONAL

De su último encuentro puede salir una hoja de ruta para guiar las relaciones futuras entre ambos países

06 abr 2008 . Actualizado a las 02:00 h.

Atar cabos, sincronizar relojes: los presidentes George Bush y Vladimir Putin llegaron ayer a su encuentro en el balneario de Sochi, junto al Mar Negro, con el objetivo de eliminar lastre político en la herencia que dejarán a sus sucesores. El ruso abandonará el cargo en mayo; el estadounidense, a principios del 2009. Si durante los ocho años pasados no se dieron respiro en el ámbito profesional, ambos son conocidos por la buena sintonía personal que los une. Los dos presidentes aprovecharon muchos de sus 23 encuentros para arrojarse cumplidos mutuos en público. El martes pasado en Kiev, Bush elogió a Putin como «líder siempre fuerte de Rusia», y remató con un «me gusta». Pero junto a esa simpatía personal sobran motivos para la fricción política. Uno de los principales es el proyecto estadounidense para desplegar un sistema de defensa antimisiles en la República Checa y Polonia.

Los analistas de Washington y Moscú no descartan que pueda llegarse a «alguna forma de acuerdo» para un plan que recibió apoyo de la OTAN en la cumbre que la alianza celebró esta semana en Bucarest. Pero Rusia ha insistido en que se siente amenazada a pesar de las últimas propuestas estadounidenses, que prevén nuevas restricciones técnicas para la instalación de un radar en la República Checa y que las lanzaderas de misiles en Polonia solo puedan ser armadas ante un riesgo demostrable de ataques provenientes, por ejemplo, de Irán.

Conocedora de los temores que albergan sus anfitriones, la Casa Blanca rebajó las expectativas de los analistas antes del encuentro. «Vamos a tener que trabajar más después de Sochi», dijo la portavoz Dana Perino a reporteros que viajaban con Bush a bordo del Air Force One . «Pero pensamos que el diálogo va en buena dirección y que esta reunión permitirá ir aún más lejos», agregó.