Salceda, luchando para que los chavales quieran ser Aspas y no Messi

La peña que lleva el nombre del municipio de A Louriña comenzó a funcionar hace 16 años

.

Vigo

Ya han pasado 16 años desde que la Peña Celtista de Salceda echó a andar «para cubrir una demanda de los celtistas que siempre hubo» en la localidad y que veían cómo mientras los municipios de alrededores contaban con su correspondientes agrupaciones de apoyo al equipo vigués, allí nadie se había animado a dar el paso. Lo cuenta uno de los que sí lo hicieron en el año 2000, Humberto Rey, que fue directivo fundador y actualmente continúa como integrante. «Había mucha gente que se desplazaba con peñas vecinas. Eso fue lo que nos dio pie a hacer la nuestra propia» y así viajar por su cuenta.

.

Sus primeros encuentros como peña se produjeron en la ya desaparecida cafetería Polen, un local histórico de Salceda. Allí fue donde vivieron una inolvidable inauguración a la que acudieron Cáceres, Celades y Giovanella, así como muchos otros actos posteriores. «Los impulsores fuimos un grupo de vecinos que compartíamos la pasión por el fútbol y, sobre todo, por el Celta. Queríamos darle importancia a nuestro club, que quedara bien claro que para nosotros estaba y está por delante del Barcelona, del Madrid y de cualquiera», enfatiza Humberto con convencimiento.

Comenzaron siendo 56 y actualmente siguen rondando esa cifra, aunque se han ido renovando en lo que a la media de edad se refiere con savia nueva que se ha ido incorporando paulatinamente. «Ahora entre los chavales más pequeños ya se ve una afición por el Celta que al menos cuando nosotros empezamos en Salceda no existía. Además de querer ser Messi o Cristiano, ya quieren ser Aspas o Nolito», celebra. Y añade que presencian orgullosos de un cambio por el que, desde su humilde posición, también han luchado. «Ves un orgullo de ser celtista frente a que antes se imponían más los de fueras».

.

No faltan entre sus costumbres las comidas y cenas, pero si hay algo irrenunciable para ellos son los viajes a Balaídos -su representación en el municipal vigués no suele bajar nunca de las 15 personas-. Y no solo. «En la época de los partidos de UEFA, con Liverpool, Juventus, Benfica y todos esos no no perdimos ninguno», apunta. Al margen de esos viajes excepcionales, han seguido haciendo siempre uno o dos cada temporada. «Valladolid, Madrid o Bilbao han sido algunos de los más habituales en Primera. Ahora estamos programando el siguiente», adelanta.

Campeones del torneo de peñas en una ocasión - «en el 2002, si mal no recuerdo»-, son de las pocas peñas que han participado en todas las ediciones que se han organizado hasta la fecha. Es una manera de interactuar con el resto de colectivos y afianzar los fuertes vínculos que ya les unen. «Hacemos intercambios con otras peñas y también organizamos charlas informativas. La última fue hace dos años, sobre el fútbol de cantera, y estuvieron Gudelj, Denis que es de Salceda, Jonathan Vila… A ver si este año podemos promover otra».

.

Admite Humberto que la actividad de la peña disminuyó durante los años de Segunda. «Me acuerdo un partido en el que éramos 5.800 en Balaídos. También a nosotros nos costaba juntar socios para desplazarnos, pero siempre estábamos allí». Ahora, de vuelta en Primera, la peña también vive un momento de auge. Y ya mira de reojo hacia su vigésimo aniversario.

Votación
1 votos
Comentarios

Salceda, luchando para que los chavales quieran ser Aspas y no Messi