33 jugadores con contrato en vigor

X. R. C. VIGO

GRADA DE RÍO

XOAN CARLOS GIL

Con 27 futbolistas en nómina y 6 cedidos, la operación salida debe ser la primera tarea de Garcés para confeccionar una nueva plantilla para el Celta

21 may 2024 . Actualizado a las 21:20 h.

A Marco Garcés, el director de fútbol, le espera un duro verano para confeccionar la plantilla del Celta. Primero, debe poner en marcha la operación salida, porque el primer equipo cuenta en la actualidad con una nómina de 34 jugadores y Renato Tapia es el único que acaba contrato, lo que deja el teórico elenco del próximo ejercicio en 33 si el peruano no renueva. Porque, además, debe hacer valer la cláusula de compra obligatoria por Unai Núñez; al seno del conjunto vigués deben volver los seis cedidos y, a mayores, hay que sumarles los cuatro jugadores del Celta Fortuna que forman parte de la plantilla del primer equipo a todos los efectos desde la llegada de Claudio Giráldez en el banquillo.

Todo esto significa que Garcés está obligado a reducir el plantel en un tercio para darles entrada a los fichajes que necesita el equipo para dar el salto hacia la tranquilidad que reclamaba el propio entrenador después de alcanzar la permanencia. Y para poder fichar, además de sacar jugadores, el Celta necesitará hacer una buena venta para tener remanente económico después de disparar el gasto en este ejercicio con el despido de Rafa Benítez y los fichajes de invierno.

PLANTILLA

La necesidad de aligerar el plantel de un modo considerable

El Celta siempre ha sido de plantillas cortas, de tener algún puesto sin doblar casi todas las temporadas, pero a estas alturas, ya cuenta con 33 jugadores en nómina para la próxima temporada, porque Tapia es el único que finaliza contrato, porque en el mercado de invierno se añadieron al proyecto tres jugadores que tienen firmado para el próximo curso -Tadeo Allende, Javier Manquillo y Jailson- y, además, hay tres jugadores con ficha del Celta Fortuna que han dado el salto con Claudio Giráldez y seis futbolistas deben regresar después de cumplir sus cesiones.

UNAI NÚÑEZ

La opción de compra se debe hacer efectiva

Cuando el central Unai Núñez llegó a Vigo en el verano del 2022, lo hizo por un período máximo de cesión de dos años y con la obligatoriedad de atender la cláusula de compra por parte del Celta a la conclusión del segundo año. Eso significa que el conjunto vigués debe desembolsar siete millones de euros, más variables, antes del 30 de junio para cumplir su acuerdo suscrito en su día con el Athletic.

PLANTILLA ACTUAL

Una sola baja por contrato

Renato Tapia es el único que tiene fecha de caducidad en estos momentos. El contrato del peruano finaliza el 30 de junio y, aunque los contactos para su continuidad se vienen manteniendo desde el mes de enero pasado, nada invita a pensar que el mediocentro vaya a seguir un año más en Vigo, a donde llegó como agente libre después de terminar su contrato y no renovar con el Feyenoord.

CON FICHA DEL FILIAL

Cuatro jugadores consolidados en el primer equipo

Carlos Domínguez, Hugo Sotelo, Hugo Álvarez y Damián Rodríguez tienen ficha del Celta Fortuna, pero los cuatro parecen consolidados en el primer equipo en estos momentos. El central, que lleva en dinámica del Primera División tres temporadas, ya no jugó un solo partido en Primera Federación esta liga; Sotelo solo lo hizo en una ocasión y Hugo Álvarez y Damián explotaron de la mano de Claudio Giráldez. Todo indica que todos ellos tendrán sitio en el proyecto del primer equipo del próximo curso.

LOS CEDIDOS

Seis jugadores a préstamo con contrato en vigor

Por norma, los cedidos en el Celta no tienen billete de vuelta, pero con Claudio no puede descartarse alguna excepción y, en cualquier escenario, el club le debe buscar salida a todos. José Fontán, como central zurdo, y Sergio Carreira, como carrilero derecho, se ajustarían al ideario balompédico del entrenador. Los delanteros Gonçalo Paciência, Julen Lobete y Lautaro tienen difícil encaje y Baeza lleva medio año en la ciudad deportiva de Mos recuperándose de una lesión de cruzado sufrida durante su cesión en el Mirandés.

VENTA

Todo apunta a una operación importante en el verano

El 30 de junio será el momento de evaluar los daños económicos que ha dejado la temporada en curso. A nivel presupuestario, el Celta no tendría que hacer ninguna venta antes del final del cierre económico, porque están consignados 30 millones que corresponden a la venta de Gabri Veiga de agosto pasado, pero el cese de Benítez y los fichajes de invierno seguramente requieran una nueva transacción para evitar los números rojos. Larsen es el que más está en el foco en esa materia.

FICHAJES

Necesidad de reforzar el equipo

El Celta necesita refuerzos para apuntalar una plantilla sobrada en número, pero descompensada en varios puestos. La dirección deportiva debe trabajar en el escenario de reforzar todas las líneas y en la elección de los futbolistas debería tener mucho que decir Claudio Giráldez. El técnico parece ir de la mano de Marco Garcés, algo clave después de las desavenencias de los últimos años entre los primeros entrenadores y la dirección deportiva.

RENOVACIONES

Atar a los jugadores que subieron del filial

Uno de los primeros asuntos que debe abordar Garcés es la renovación de los jugadores del Celta B que subieron con Giráldez y que han tenido especial protagonismo, aunque a todos le queda al menos un año de contrato.

Encuesta | ¿Qué jugadores deben formar parte de la primera plantilla del Celta 2024/2025 y cuáles no?