El sueño celeste que Gabri Veiga perseguía desde niño

LA VOZ VIGO

GRADA DE RÍO

RC CELTA

El canterano del Celta, de 20 años, ya es jugador del primer equipo a todos los efectos

12 ene 2023 . Actualizado a las 05:00 h.

Gabri Veiga ya es jugador del primer equipo del Celta a todos los efectos. La ficha era lo único que le unía formalmente al filial después de que el 28 de agosto del 2022 jugara con el equipo de Claudio Giráldez y ya nunca volviera a bajar. La posibilidad estaba abierta hasta ayer. Ahora, su vínculo con el segundo equipo celeste ya es historia y el porriñés, de 20 años, pasa a ser uno más del plante que dirige Carlos Carvalhal. Lucirá el dorsal 24 —hasta ahora, tenía el 28—, el mismo con el que debutó en su día en Segunda B.

El Celta anunciaba la decisión en la tarde de ayer con un emotivo vídeo que comenzaba con imágenes de Gabri en sus primeros años en el club. Llegó a los once, como él mismo recordaba, pero lo cierto es que sus primeras fotos de celeste son de antes. Existen imágenes suyas ya de bebé con la elástica del equipo de su vida, con permiso de un Santa Mariña donde dio sus primeras patadas al balón.

«Desde que llegué con once años, siempre he tenido un objetivo. Fui el niño más feliz del mundo cuando pisé A Madroa por primera vez», comienza Gabri el mensaje con el que él mismo da la noticia a la afición. «He trabajado con la máxima ilusión, aprendiendo de cada uno de mis compañeros y entrenadores. Nunca olvidaré mi primer entrenamiento junto a los que eran mis ídolos, la primera vez que sentí vuestra afouteza en Balaídos, mi primer partido, mi primer gol con esa camiseta», continúa. Y concluye: «Celtistas, hoy por fin cumplo mi sueño: ser jugador del primer equipo del Celta».

«Con la emoción del primer día»

Ya a través de sus perfiles en redes sociales, el canterano compartía esas imágenes preparadas por el club y añadía: «Con la misma emoción de aquel primer día. A veces, los sueños se cumplen. ¡Que sean muchos más!». La afición a la que hace tiempo que viene encandilando, celebraba la noticia de manera unánime. También algunos de sus compañeros: «Crack», le escribía Gonçalo Paciência junto con un corazón. Su «hermanito» José Fontán destacaba lo mucho que lo merece. Muchos otros compañeros compartieron el vídeo en Instragram mostrando su alegría por él.

Gabri Veiga es actualmente el segundo máximo goleador del Celta por detrás únicamente de un espejo donde mirarse, Iago Aspas. «Aprendo de él», dijo después de su último tanto hasta la fecha, el que marcó frente al Sevilla en el último partido del 2022. También es el máximo goleador sub-21 de la liga.

El canterano había renovado su contrato con el Celta hasta el año 2026 la temporada pasada. Mientras no se alcanzó el acuerdo, Eduardo Coudet no tenía la posibilidad de contar con él para el primer equipo, pero después, lo hizo tanto la temporada pasada como esta, cuando llegó para quedarse. Ya con Carlos Carvalhal, ha sido también un fijo.

En ese contrato que firmó meses atrás, el club incluyó cláusulas de revisión ante la posibilidad de que se asentara en Primera. Se preveía que pudiera consolidarse rápido, como así está siendo. Quizás se le siga viendo -como es habitual- apoyando al B aficionado que también es. Pero sus días en el filial son definitivamente historia.

El Celta incluyó cláusulas de revisión en el contrato de Gabri Veiga

LA VOZ

La eclosión de Gabri Veiga no cogió a la cúpula del Celta por sorpresa y en el contrato que firmó el canterano en el mes de mayo del pasado año, y que le une al conjunto vigués hasta junio del 2026, ya se incluyeron disposiciones que contemplaban una revisión salarial y de la cláusula de rescisión en caso de que el canterano se asentase en el primer equipo, cuestión que sucedió por la vía rápida. Todas las posibilidades están recogidas en el documento, según apuntan fuentes del club. La cláusula inicial era de 40 millones de euros.

Seguir leyendo