Beltrán, único superviviente del verano del 2018

LA VOZ VIGO

GRADA DE RÍO

Xoán Carlos Gil

Araujo y Okay, bajas definitivas, tenían la misma antigüedad que el de Seseña

02 jul 2022 . Actualizado a las 05:00 h.

El mercado de verano del 2018 deparó al Celta varios fichajes que acabaron siendo duraderos. En esa ventana llegaron Néstor Araujo, Okay Yokuslu y Fran Beltrán, que han cumplido cuatro temporadas como propiedad del conjunto vigués. Sin embargo, solo para el de Seseña habrá —en principio— quinta. Porque los dos primeros se han despedido de forma definitiva este verano.

La baja de Araujo fue la más inesperada. No se contaba que el duelo frente al Valencia en Mestalla fuera el último para él como céltico, pero una oferta el América que sedujo a jugador y club celeste propició que acabara haciendo las maletas contra pronóstico. Atrás quedan casi 11.000 minutos en 136 partidos y dos goles anotados. Es el jugador de los llegados en aquella ventana que más protagonismo ha tenido.

Fran Beltrán, por su parte, aunque indiscutible esta última campaña y en buena parte de la 2018/2019, ha tenido fases de menos continuidad. Por eso suma cerca de 8.000 minutos en 135 encuentros, habiendo anotado seis goles como céltico.

El caso de Okay es diferente, porque vivió dos cesiones —aunque ninguna de temporada completa— y su protagonismo fue decreciente año a año sin excepción. En total, intervino en 81 partidos. En esta última temporada, solo jugó uno como titular antes de irse al Getafe, y fue ejerciendo de central como solución de urgencia ante el Betis.

Aquel año también se habían incorporado otros nombres que hace tiempo que son historia: Mathias Jensen, Sofiane Boufal (que estuvo a préstamo) y David Juncà.

La rescisión pone fin al caso Okay

LA VOZ

Okay Yokuslu y el Celta separaron ayer sus caminos de manera definitiva cuando estaban a punto de cumplirse cuatro años de la llegada del centrocampista turco a Vigo. Apuntaba a ser uno de los jugadores que se pusieran a las órdenes de Eduardo Coudet el lunes —día marcado para el inicio de la pretemporada— pese a no contar para él y por tener contrato en vigor. Pero esta circunstancia se cortó de raíz ayer, cuando las dos partes alcanzaron un acuerdo para rescindir un contrato que les vinculaba un año más, hasta el 2023.

Seguir leyendo