Las formaciones iniciales lo dicen todo. Cardoso negó que tirase la Copa del Rey pero la alineación no engaña. El cuerpo del luso estaba en Anoeta pero su mente ya se había trasladado a Villarreal. Por eso hizo diez cambios en la formación inicial del Celta con respecto al partido de liga (solo repitió Okay) y dejó en el banquillo a los 17 goles de Iago Aspas y Maxi, jugando con los tres daneses en ataque en un 5-2-3 que permitió a Mazan vestir de celeste por tercera vez cuando está a punto de cumplirse un año de su llegada.

Enfrente una Real Sociedad que metió a todo su arsenal y que como recompensa solucionó la eliminatoria en el primer tiempo con dos goles de bandera. Cardoso solo sacó a su dupla letal con el partido avanzado, sin prescindir en ningún momento de la línea de tres centrales y el Celta se marchó del torneo sin llegar a meter miedo. Sin ocasiones, con una nulidad absoluta en ataque ante una Real que tuvo un duelo mucho más plácido de lo que a priori anunciaba el emparejamiento.

El arranque de partido le dio una oportunidad a los vigueses. Tan arriesgada apuesta pudo salirle bien al preparador portugués si Okay Yokuslu tuviera el punto de mira correcto después de una jugada combinativa, larga y precisa, de todo el equipo vigués, pero el tiro se marchó fuera. Ahí estuvo la gran diferencia. Porque la Real Sociedad, que salió con todo, hizo pleno en sus dos primeros disparos, los dos por la escuadra. Cada uno por un lado.

Primero fue Oyarzabal quien buscó la izquierda de Sergio Álvarez con un zambombazo inapelable desde la frontal y un cuarto de hora después Januzaj quitó las telarañas de la escuadra derecha para dejar la eliminatoria encarrilada. Eso sí, ninguno de los cinco defensas que Cardoso puso en liza salieron al encuentro del belga pese a que estaba pisando área.

Pero al margen de los goles, el partido fue un querer y no poder de ese Celta rebosante de secundarios. Tenía el balón pero apenas avanzaba y sus llegadas acababan en tiros tímidos de Hjulsager. Pan comido para Moyá. Por contra, cada vez que la Real se lo proponía encontraba una autopista en el costado derecho de su ataque. Aun así Emre Mor le pudo dar emoción al duelo después de un cambio de ritmo espectacular que le permitió llevarse por delante a dos defensas pero se cegó y le entregó el balón a Moyá. Hasta el portero de Copa txuri urdin fue el titular.

El segundo tiempo fue un querer y no poder. Cardoso se quedó a medias en todo. Tardó en meter en el campo a Maxi Gómez y Iago Aspas, en ningún momento deshizo la línea de tres centrales y el mapa de ruta hacia Moyá fue un bosque de pases horizontales que permitieron que los donostiarras no se descompusieran en ningún momento. Un mal control de Hjulsager tras una mala salida del portero local y una falta ajustada de Pione Sisto fue todo el arsenal ofensivo vigués ante un rival que salió a la contra con intención en más de una ocasión y que estuvo a punto de beneficiarse de un par de balones jugados con el pie por Sergio.

Lo peor no fue la eliminación en sí, sino la renuncia tácita. El Celta fue incapaz de marcharse de Anoeta (en donde es el único equipo que ha perdido, y además por partida doble) agotando sus recursos en busca de la épica. Compareció a la vuelta con la carta de renuncia en el bolsillo y ahora lo fía todo a la liga. El resultado del sábado en Villarreal comenzará a descifrar si valió la pena tirar la segunda competición. Otro lunar a una temporada que por ahora acumula demasiados nubarrones.

- Ficha técnica:

2 - Real Sociedad: Moyá; Zaldua, Le Normand, Héctor (Elustondo, min. 73), Theo; Illarramedi, Zurutuza (Zubeldia, min.62), Januzaj (Merino, min. 81); Juanmi, Oyarzabal y Willian.

0 - Celta: Sergio Álvarez; Roncaglia, Cabral, Junior Alonso; Vázquez, Beltrán, Okay (Jozabed, min.55), Mazán; Hjulsager (Aspas, min. 69), Emre Mor (Maxi Gómez min. 57) y Pione Sisto.

Goles: 1-0, min.10: Oyarzabal. 2-0, min.26: Januzaj.

Árbitro: Sánchez Martínez (Murcia).

Incidencias: Encuentro de vuelta de dieciseisavos de final de la Copa del Rey disputado ante 21.000 espectadores en Anoeta.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La Copa no era una prioridad para Cardoso