Continuidad y pegada en Barreiro

Dos goles de Apeh y uno de Álex Serrano decantaron la contienda ante el Guijuelo


vigo

Con Manolito Apeh y Álex Serrano como directores de orquesta el Celta B dio continuidad a su línea de juego de la segunda parte del curso anterior y se apuntó un claro triunfo sobre el Guijuelo en el estreno liguero. La puesta de largo sirvió para enseñar el catálogo de recursos del delantero que llegó a Vigo procedente del Lorca, el crecimiento de Serrano en la sala de máquinas y el regreso de Iván Villar, que enseñó los guantes con maestría en un par de ocasiones.

El Celta B, con solo tres caras nuevas más Iván Villar, fue un equipo pragmático en su estreno de la temporada. Los celestes dejaron hacer al Guijuelo, que tuvo más el balón en el primer tiempo, pero estuvieron correctos en defensa y encontraron a Manolito Apeh en ataque. El exLorca, que ya goza de la confianza de Mohamed, fue la referencia ofensiva de los célticos y casi todo lo que pasó en vanguardia llevó su firma, incluido el tanto que abrió la lata tras un buen saque de esquina de Álex Serrano que el delantero remató de cabeza lejos del alcance del portero del Guijuelo.

El otro foco de atención de los vigueses estaba en la portería con el regreso de Iván Villar un año después, y el de Aldán tuvo poco trabajo, pero fue del todo resolutivo, especialmente en un remate a bocajarro de Fuster que interceptó con una difícil estirada para sacar el balón. Esa fue la mejor ocasión del Guijuelo conjuntamente con un balón que sacó Farrando de la misma línea cuando Carmona ya estaba con la caña preparada.

El segundo gol del Celta B llegó por la vía rápida a la vuelta del vestuario y con él la sentencia del encuentro. Fue una delicia de contragolpe. Sacó Iván Villar, Álex Serrano dejó rodar el balón y asistió al espacio para Apeh, que ganó la posición y marcó ante la salida del meta rival.

El golpeo de Serrano

El tanto enterró las aspiraciones de los charros y asentó la idea de juego del filial céltico, que poco después marcó el tercero en otra contra con derribo a Apeh en la frontal. Serrano pidió el balón y marcó de falta directa tras pegar el balón en el travesaño. Los dos, Apeh y Serrano, tuvieron protagonismo en los tres goles de la mañana en Barreiro.

Y el marcador todavía pudo engordar con una contra de libro fabricada por Iban Salvador que Pastrana no acertó a culminar ante la salida del portero rival. Además, Apeh estaba solo y libre de marca esperando por un pase que nunca llegó.

La recta final del partido sirvió para ver otro paradón de Iván Villar tras un remate de cabeza de Rubén, la vuelta de Solís a los terrenos de juego (en partido oficial) casi diez meses después de una grave lesión de ligamento, y el debut de Din Alomerovic, que llegó a Vigo en el mercado de invierno pasado pero todavía no se había estrenado. Una suerte de buena noticias para armarse de ilusión de cara al mini derbi del próximo fin de semana.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Tags
Comentarios

Continuidad y pegada en Barreiro