Brais Méndez: «Mis pasos han sido firmes, no me salté ninguna etapa y eso fue fundamental»

El mosense, que se considera jugador del filial, cree que regresar a Vigo fue su mejor decisión

.

Vigo

Brais Méndez Portela (Mos, 1997) no solo fue la sorpresa del Celta en el Camp Nou, sino que se ha convertido en la gran apuesta de Unzué. El centrocampista se sigue considerando un jugador del filial, pero dispuesto a aprovechar todas las oportunidades que se le presentan por el camino. Para ello cuenta con el apoyo de un vestuario que le invita a perder el miedo y a desarrollar en el campo su torrente de personalidad.

-¿Sorprendido por la repercusión su actuación en el Camp Nou?

-La verdad es que tuvo bastante. Estoy contento con todo lo que conlleva y por el partido.

-¿Cuál fue la felicitación más especial que recibió?

-Como siempre la de mi familia. Es un pilar fundamental para todos y para mí en especial.

-¿Cuál es su autoevaluación del partido?

-Salí contento por cómo estuve y por los minutos, pero creo que puedo y debo mejorar muchas cosas.

-¿Es tan frío como transmitió en ese partido?

-Soy bastante frío, la verdad, y creo que eso me hace diferente.

-¿Y con tanta personalidad?

-Creo que lo de ser frío, atrevido y diferente es mi personalidad y eso es bueno.

-¿Cómo fue su trayectoria en el mundo del fútbol?

-Empecé en Sárdoma jugando al fútbol sala con cinco años y desde allí me fui al Santa Mariña, en el que estuve hasta el infantil de primer año. Allí estuve muy bien porque es un equipo que trabaja la cantera espectacular y luego fui dos años al Villarreal. Me volví por la morriña, hay que reconocerlo, y desde que llegué aquí en el Celta, muy contento y trabajando para llegar a donde estoy ahora mismo.

-¿Qué sacó en limpio de esos dos años en Villarreal?

-Se madura. Fue una experiencia bonita de la que no me arrepiento para nada y la volvería a repetir. Se aprenden muchas cosas, más de las que piensas y con el tiempo te das cuenta.

-¿Volver a Vigo fue la mejor decisión de su vida?

-Sin ningunda duda. Me vino muy bien salir de allí porque no estaba a gusto y aquí me han acogido de manera espectacular desde el primer día. Han depositado una confianza en mí importante y tengo que intentar devolvérsela.

-¿Qué técnicos marcaron su trayectoria deportiva?

-El primero fue Arturo Rey en el Santa Mariña, creo que es un tipo excepcional que trabaja como nadie con los niños. Después en Villarreal me marcó sobre todo Tito García Sanjuan, que ahora está en el Formentera, recuerdo muchas charlas con el dándome confianza y atrevimiento, que creo que lo necesitaba en ese momento y me vino muy bien y también Embela, un exjugador del Málaga que me ayudó mucho.

-¿Qué se encuentra en su llegada a Vigo?

-Me encuentro un equipo ya hecho al que llego nuevo (el cadete División de Honor). Ya conocía a la mayoría de muchos años jugando contra ellos y tuve una acogida muy buena por parte de todos.

-¿Cuándo es consciente de que puede ser futbolista profesional?

-Al principio no lo piensas, juegas porque es tu pasión y te gusta, pero cuando te empieza a llamar la selección, comienzas a entrenar con el filial te dices: ‘¿Por qué no puedo vivir de esto?’.

-¿Cómo fueron sus pasos?

-Sobre todo firmes, creo que no me salté ninguna etapa y eso ha sido fundamental para mí. Pasé tres años en División de Honor y muchos podrían pensar que ya te quedabas ahí, pero con confianza en mí y sabiendo que puedo dar mucho, al final fui dando pasos firmes y seguros y con atrevimiento todo llega.

-Dice Milucho (el hombre que lo llevó a Villarreal) que en el Celta aprendió a defender, ¿es cierto?

-Cierto. Era bastante vago para la tarea defensiva y en eso tiene gran parte de culpa Alejandro Menéndez el año pasado, eso tengo que reconocerlo.

-Le daba caña y además no siempre era titular...

-Me dio bastante caña, pero creo que eso fue bueno para mí. El año pasado aprendí muchas cosas diferentes y creo que es una experiencia buena.

-Cuando ve a Iniesta o a Messi delante, ni se inmuta.

-Al principio impacta, pero al final son unos más como nosotros. Creo que no puedes tener miedo y sin miedo se demostró que podemos medirnos a cualquiera.

-Supongo que a Iniesta ya lo coleccionaba en los cromos.

-Iniesta es un referente, un jugador que dio un Mundial a España y es alguien que no se puede describir como futbolista.

-¿Hay algún jugador que le marcara desde pequeño?

-Me gustaron muchos. Me he fijado en Zidane, Ronaldinho, Ronaldo, Messi, Iago que es espectacular, pero no te quedas con ninguno en concreto, sino que te quedas con cosas de todos. Yo me fijo en muchos.

-¿Qué le transmiten jugadores como Iago o Hugo Mallo?

-Confianza, y que soy uno más, que no debe tener miedo, sino personalidad y carácter. Me están arropando y apoyándome día a día y eso es bueno.

«Sé de dónde soy, lo que soy, en dónde estoy y a lo que me tengo que acoger»

Brais Méndez admite que no contaba con participar tanto después de que en verano se determinase que el Celta B sería su punto de arranque.

-¿Se ve asentado arriba?

-No, yo soy un jugador del filial con ficha del filial. Si el míster necesita tenerme arriba estoy para lo que precise y si no jugaré con el filial, no tengo ningún poblema. Sé de dónde soy, sé lo que soy, dónde estoy y a lo que me tengo que acoger.

-Pero lleva cuatro partidos de titular y solo no ha entrado en una convocatoria.

-Estoy agradecido y contento porque son muchas convocatorias ya en las que no contaba entrar, sinceramente, y eso habla de la confianza que el míster tiene en mí. Creo que le estoy respondiendo.

-¿Contaba tener tanto protagonismo?

-La verdad no. Cuando en verano se hizo lo del filial pensé que iba a ser un jugador del Celta B, que iba a entrenar arriba y que igual entraba en convocatorias y debutaba, pero no que iba a ser tan rápido.

-En el verano tenía contrato profesional pero acepta seguir con ficha del B, ¿eso también es un síntoma de autoconfianza?

-Simplemente pensé que era un paso que debía dar porque no podía estar sin tener minutos. Desde el principio pensé que si el club tenía la idea de tenerme en el filial y entrenar con el primer equipo debía aceptarla y creo que me ha salido bien de momento.

-¿Se ve ahora con continuidad en el once?

-Creo que eso son palabras mayores. Yo trabajo día a día para que vengan más partidos, minutos y convocatorias, pero eso es decisión del míster.

-¿Qué le dice y que le pide Unzué?

-Me pide que sea yo mismo, que haga lo que sé, que trabaje y que no tenga miedo.

-¿Cuál es su sitio en el campo, en donde se siente más cómodo?

-De interior, media punta, puedo jugar en banda, creo que soy bastante polivalente y eso es bueno para mí.

-¿En qué debe mejorar?

-En todo, pero sobre todo en defensa.

Votación
14 votos
Comentarios

Brais Méndez: «Mis pasos han sido firmes, no me salté ninguna etapa y eso fue fundamental»