El ataque del Celta, lo único intocable

Unzué, que solo repitió once en una ocasión en siete jornadas, ya ha realizado cambios en todas las líneas a excepción del tridente de ataque, fijos hasta la fecha pero que cambiará en Las Palmas


Después de siete jornadas Unzué sigue buscando la tecla y tan solo repitió once en una ocasión (en las jornadas tres y cuatro). A lo largo de este tiempo el navarro movió todas las líneas del Celta a excepción del trío de ataque, que se ha mostrado inalterable de inicio en los siete partidos.

Persiguiendo un once ideal que por el momento no se divisa, el mayor número de movimientos del entrenador navarro se han dado en el centro de la defensa. En siete partidos ya ha puesto en escena casi todas las combinaciones posibles a excepción del dueto argentino (Cabral-Roncaglia). Todo lo demás pasó por la pasarela de la Liga sin obtener el aprobado. Es la posición que más dudas ofrece y la que acusa la falta manifiesta de confianza. En los laterales, la ausencia de efectivos convierte en inamovibles a Hugo Mallo y Jonny, aunque la lesión del capitán trastoca ahora los planes.

En el centro del campo, Unzué añadió a todas las combinaciones posibles del primer equipo la incorporación de Brais Méndez, que ha disputado una contienda (en casa ante el Getafe). Como pivote defensivo ya han jugado tres hombres: Radoja, Lobotka y Tucu Hernández, que también se ha manejado en una posición más adelantada del trivote. Wass es el centrocampista más utilizado, con seis partidos de titular y uno entrando desde el banquillo, aunque tanto Jozabed como Lobotka también han participado en todas las contiendas y el Tucu tan solo se perdió el último por lesión.

En el ataque, Iago Aspas, Maxi Gómez y Pione Sisto han jugado de inicio todos los partidos, siempre en la misma posición. De los tres el primero en ser relevado casi siempre es el danés, que solo completó dos de los siete encuentros, mientras que el uruguayo acabó cinco. Es la zona del campo en donde Unzué tiene más alternativas para escoger.

En la portería, Sergio Álvarez fue titular en los cinco primeros partidos y en los dos últimos tomó la alternativa Rubén Blanco.

Aspas y Jonny, los únicos que lo han jugado todo; Iván Villar es el que falta por debutar

Toda la plantilla del Celta a excepción del tercer portero Iván Villar ya ha debutado en el campeonato liguero, pero solo Iago Aspas y Jonny han completado los 630 minutos de juego acumulados hasta la fecha.

El moañés está jugando escorado a la derecha del ataque y todavía no ha marcado, pero Unzué es consciente de su importancia para el juego y el equipo, de ahí que siempre complete los partidos. En el caso del lateral de Matamá, no ha tenido el mejor inicio, pero a golpe de continuidad debe ir adquiriendo el nivel que ha exhibido en otras temporadas, algo necesario teniendo en cuenta la falta de relevos.

El tercer jugador más utilizado es el otro lateral, Hugo Mallo, aunque la lesión le hará perder posiciones en el ránking ya que peligra su concurso a lo largo del mes de octubre. Maxi Gómez y Pione Sisto, dos de los delanteros, son los siguientes en protagonismo. Del centro del campo, es Daniel Wass el jugador que acumula más minutos (524) por delante de Jozabed, siendo Hernández el que menos estuvo sobre el césped, sin contar a Radoja por su lesión.

En el cuartero de centrales, la palma se la lleva Fontás con 427 minutos, seguido por Cabral y con Sergi Gómez dando un salto importante con respecto al curso pasado.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

El ataque del Celta, lo único intocable