El Celta pone sus cimientos por el mundo

La expansión del club, dentro y fuera de Galicia, continúa adelante con Perú como última parada

.
X.R.C.

Los niños de hoy son los futbolistas del futuro. Echando mano de una máxima tan simple como cierta, el Celta lleva tiempo apostando fuerte por cuidar la base, por formar con mimo a los jóvenes jugadores y por crear un tejido de escuelas que va más allá de los límites de Vigo. En la actualidad el club tiene centros propios y clubes convenidos por toda Galicia, mantiene el pulso de sus campus de verano y su expansión internacional va viento en popa.

Ayer mismo el portero del primer equipo, Sergio Álvarez, se encargaba de representar al club vigués en la inauguración de la escuela que ha impulsado en Paita, Perú. Un proyecto que va mucho más allá del balompié ya que pretende tener un marcado perfil social. Acoger a decenas de chicos de la ciudad que se encuentran en riesgo de exclusión social y transmitirles los valores saludables que van de la mano del deporte son los retos de la iniciativa, que lleva en marcha alrededor de un mes y que ha tenido con la visita del portero su puesta de largo.

Pero la de Perú no es la única pica que el Celta ha puesto en el extranjero. Las escuelas que abrió en México ?Guadalajara, Ciudad del Carmen y Campeche? y la de Brasov, en Rumanía, marchan viento en popa. De los proyectos que había en marcha solo se cayó, y por problemas institucionales con la agrupación local, la de Puerto Deseado, en Argentina. A ellas se suman ahora las iniciativas que se están poniendo en marcha en Estados Unidos, con Nueva York y Nueva Jersey como epicentro, y las puertas que se están abriendo en Serbia. El pasado enero se realizó en el país un campus bajo el sello del Celta y ahora en julio está previsto otro. Son el paso previo a un mayor asentamiento del club.

Galicia como epicentro

«Creo que tenemos ahora sobre 51 o 52 clubes convenidos y dentro de ellos hay seis distribuidos por todas las provincias que para nosotros son un referente a nivel de cantera», describía hace unos días en La Voz Germán Arteta, director de la Fundación Celta y uno de los responsables de que la marca y el trabajo con la base continúen creciendo. Desde hace tiempo el club trabaja en una doble vertiente; el modelo de colaboración con los clubes incluye desde acciones de seguimiento a los jóvenes más destacados a visitas a Balaídos, mientras que la escuela añade servicios de asesoramiento a nivel metodológico y de estructura.

Para la próxima campaña dos de las que se sumarán serán las de Goián, en Tomiño, y la de A Estrada, que serán de asesoramiento semanal con personal del club vigués. Una forma válida para seguir haciendo celtismo y sembrando el terreno de cara al futuro. Los constantes éxitos de la cantera céltica, con el ejemplo de sus diez títulos de diez posibles en Liga, confirman que el trabajo avanza.

Votación
2 votos
Tags
Comentarios

El Celta pone sus cimientos por el mundo