Cuando el sueño era la salvación

El celtismo se volcaba hace cuatro años como ayer, pero con un objetivo radicalmente diferente

.

Vigo

2013: El Celta se encuentra actualmente inmerso en una eliminatoria europea que se resolverá la semana que viene. Una situación que poco tiene que ver con la que vive actualmente el equipo quitando una única conexión: una afición volcada. Este jueves era para tratar de impulsar al equipo hacia las semifinales de Europa League; cuatro años atrás, para tratar de empujarle hacia una salvación que se logró y que posibilitó que se trazara desde entonces una trayectoria ascendente.

El 14 de abril del 2013 la afición convocaba una quedada en el entrenamiento en A Madroa. El equipo vivía una situación límite, como penúltimo tras 30 jornadas y los mismos puntos que el colista -posición que pasaría a ocupar el propio Celta la semana siguiente-, aunque a tres de la salvación.

.

En la víspera de la visita del equipo a Mallorca -que concluiría con derrota por la mínima- la afición se plantó en A Madroa fruto de una convocatoria a través de las redes sociales con el objetivo de mostrar su apoyo al equipo y dar una lección de fe que se vería recompensada. Porque unas semanas después, se celebraría la milagrosa permanencia del 4 %. Se cumpliría el lema de aquella iniciativa: «Xuntos Conseguirémolo».

Unos 500 aficionados acudieron aquel día a las instalaciones deportivas de Candeán para animar a la plantilla durante todo el entrenamiento a las órdenes de Abel Resino, entonces técnico celeste. Al acabar los futbolistas se acercaron a agradecerles el apoyo.

Votación
1 votos
Comentarios

Cuando el sueño era la salvación