El Celta suma y sigue. Los de Berizzo amarraron los tres puntos ante un rival, el Alavés, que ni mucho menos puso las cosas fáciles en Balaídos. Y es que los números del conjunto de Pellegrino fuera de Mendizorroza ya hacían presagiar un choque reñido. El Celta disfrutó de una segunda parte con un jugador más tras la expulsión de Feddal, pero el Alavés disimuló a la perfección y no fue hasta el último minuto de partido cuando, Radoja se estrenó como goleador y puso el tanto de la victoria para el conjunto vigués.

El Celta se enfrentó en Balaídos a uno de los rivales más correosos de esta Liga. El Alavés de Pellegrino desplegó su juego más intenso y aguerrido en el feudo vigués. Apenas le duró el balón a ambos conjuntos en los primeros compases de un partido en el que el Celta quería mandar y para ello fue protagonista de las ocasiones más claras. Iago Aspas fue el primero en generar peligro tras una bonita combinación con Wass. El de Moaña consiguió el disparo pero la detuvo Pacheco. Ninguno dominaba con contundencia pero las ocasiones de peligro las puso el conjunto vigués.

Haciendo gala de su tremenda competitividad, el equipo de Mauricio Pellegrino fue un incordio para el Celta, al que le costó combinar y estar cómodo sobre el campo. La intensidad y firmeza de los vitorianos generó problemas a los de Berizzo que, sin llevar la manija de la posesión, conseguía generar ocasiones de peligro. Bongonda, fue un gran filón por la izquierda. El belga se convirtió en un quebradero de cabeza en la primera parte para Femenía y Feddal, al igual que Aspas y Wass, que, con su repertorio técnico, se convirtió en imprescindible en la movilidad y la imaginación ofensiva celeste.

Un gran pase de Marcelo que dejó a Guidetti solo ante Pacheco (fue anulado por un fuera de juego más que dudoso) fue otra de las ocasiones de un primer tiempo sin claridad en el juego de los vigueses. El Alavés puso las cosas difíciles pero cada vez que Aspas cazaba el balón en el área era sinónimo de peligro. Se internó en el área, amagó y algo escorado metió el centro, que ya se disponía a rematar Guidetti pero que Manu García despejó.

La segunda entrega del partido comenzó con Feddal viendo la segunda amarilla tras una falta sobre Aspas y dejando al conjunto vitoriano con uno menos. A partir de ahí, el Celta trató de capitalizar la posesión y el dominio de un choque en el que el Alavés estaba centrado en cerrar los huecos. Roncaglia pudo abrir la lata tras un pase de Guidetti en el área. El argentino disparó solo pero el balón se marchó alto. Pero el Celta no conseguía transformar la superioridad numérica en ocasiones mientras el Alavés, atrevido, trataba de profundizar y mientras mantuvo una férrea y sólida zaga que mantuvo a raya al conjunto de Berizzo. De las pocas veces que el Celta consiguió mover a la defensa de Pellegrini, Hugo Mallo puso un centro a la cabeza de Aspas que acabó con un remate alto. Pocos minutos después aparecieron de nuevo el lateral y el delantero. El centro de nuevo de Hugo Mallo desde la derecha, al primer palo, no llegó Aspas, atajó Pacheco.

El susto en Balaídos lo puso Theo Hernández con una tremenda arracanda que le plantó en el área y metió un disparo que rechazó Rubén Blanco. El Celta se espesaba a medida que pasaban los minutos mientras el Alavés disimuló a la perfección la inferioridad numérica. Hugo Mallo, en unos minutos magistrales de grandes centros, tuvo la oportunidad de anotar con un tremendo disparo con la zurda que se estrelló en la cruceta. Los minutos finales del partido fueron de infarto. El Celta apretaba mientras y el lateral de Marín volvió a ser cómplice del ataque ofensivo. Llegó por la derecha, centró al punto de penalti para Radoja que, amagó con la zurda y disparó con la derecha batir a Pacheco y anotar su primer gol con la celeste. Tres puntos que mantienen al Celta invicto este año con cuatro victorias en cuatro partido ante un Alavés aguerrido y que, ni mucho menos, puso las cosas fáciles.

Ficha técnica:

1 Celta: Rubén; Hugo Mallo, Cabral (Jonny, min. 50), Fontás, Roncaglia; Wass, Radoja, Marcelo Díaz,; Aspas (Sergi Gómez, min.89), Guidetti (Rossi, min. 70), Bongonda.

0 Alavés: Pacheco; Kiko Femenía, Laguardia, Feddal, Theo; Llorente, Manu García; Edgar (Vigaray, min. 77), Camarasa (Sobrino, in.87), Ibai (Alexis, min. 49); Deyverson.

Goles: 1-0, Radoja, minuto 89.

Árbitro: Melero López (comité andaluz). Expulsó a Feddal por doble tarjeta amarilla en el minuto 46. También amonestó a Cabral y Fontás por parte del Celta; a Kiko Femenía, Alexis, theo y Edgar por el Alavés.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la décimo octava jornada de la Liga Santander disputado en el estadio municipal de Balaídos ante unos 20.000 espectadores. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

El Celta amarra los tres puntos ante un correoso Alavés