La competición europea volvió a Balaídos 10 años. En concreto 9 años, 6 meses, y 21 días después... llegó el Panathinaikos para regalarle al Celta una dulce bienvenida. Un conjunto vigués que va de menos a más y que sabe sacar provecho a los finales de partido para conseguir el objetivo. Tras anular dos goles al conjunto griego por falta y fuera de juego, el Celta remató en los últimos quince minutos lo que no le salió en todo lo anterior. Guidetti y Wass, de disparo de falta, dieron la primera victoria de la fase de grupos y les permite seguir disfrutando de la senda europea con 4 puntos. 

Los vigueses dominaron la posesión pero los griegos aprovechaban mejor las oportunidades. Berg y Ibarbo pusieron en un compromiso a la defensa celeste. Mucho más intensos, los de Andrea Stramaccione salieron con cinco defensas con la contra como mayor baza, y le funcionó para generar las ocasiones más peligrosas del primer tiempo. La cobertura al Tucu fue uno de los puntos que mejor preparado traía el conjunto griego y ante la falta de creación de juego el Celta se desesperaba por momentos. La primera acción ofensiva del conjunto de Berizzo fue del recién estrenado en la competición, Hugo Mallo. Tras una bonita combinación de Guidetti y Rossi, el balón quedó muerto en la frontal y el Marín encajó un derechazo que tocó Koutorumbis y se marchó a córner.

La intensidad en el juego vigués decreció a medida que transcurría el primer acto a la vez que el Panathinaikos aprovechaba para desarrollar su juego ofensivo. Sergio Álvarez impidió el primero de los griegos con un doble despeje en un mano a mano con Ibarbo. En la jugada siguiente, Zeca sacó un córner, cabeceó Rodrigo Moledo y en el área pequeña remató Ibarbo a gol, pero el colegiado señaló fuera de juego. Corrían los minutos más imprecisos del Celta, con llegadas al área pero sin el ímpetu suficiente para ponerse por delante.

El Celta no acababa de estar a gusto sobre el tapete ante la férrea defensa griega. El segundo tiempo necesitaba más pero los celestes no estaban cómodos. La falta de juego colectivo no acabó de llegar. El árbitro volvió a anular un gol griego por falta de Berg sobre Fontás en el minuto 50. Era el segundo aviso y el Celta necesitaba reaccionar o se le haría muy tarde. Berizzo decidió darle la oportunidad a Sisto en lugar de Naranjo mientras Guidetti seguía desesperándose. La reacción fue in crescendo al mismo tiempo que el calor de la afición acompañaba al ataque. El primer cambio sirvió para dar un paso hacia delante asumiendo que tendría más peligro en las contras del Panathinaikos.

Ibarbo cayó en el área en un posible empujón de Cabral pero Luca Banti no pitó nada. El centro del campo y la consiguiente contención fue difuminándose a medida que corrían los minutos. Berizzo apostó por Wass en lugar de Señé para tratar dar algo más de claridad. Restaban 20 minutos y el Celta todavía seguía vivo en un partido más que abierto. Aspas fue la última apuesta del técnico argentino en la vuelta de Europa a Balaídos. Nada más salir el de Moaña llegó la jugada polémica para los vigueses con un derribo claro de Samba sobre Guidetti en el área que Luca Banti no señaló. El factor Aspas despertó los mejores minutos del partido. Y así fue. Guidetti, desesperado durante todo el partido, culminó su estado con un tanto desde el área pequeña tras un centro de Wass que abriría la lata para los vigueses. 

Los últimos minutos de los partidos están siendo los más efectivos de los celestes y después de lo ocurrido ante el Espanyol, ante el Panathinaikos la historia se volvió a repetir. Wass aprovechó un saque de falta para estrenarse como goleador en la Europa League. Partido gris del Celta al que le bastaron diez grandes minutos para sentenciar el encuentro. 

Ficha técnica:

Celta: Sergio Álvarez; Mallo, Cabral, Fontàs, Jonny; Señé (Wass, min.71), Marcelo Díaz, Pablo Hernández; Rossi (Aspas, min.79), Guidetti y Naranjo (Sisto, min.60).

Panathinaikos: Steele; Kotroumbis (M'Poku, min.88), Samba, Moledo; Coulibaly, Zeca, Villafáñez, Ledesma, Lod; Ibarbo y Berg.

Goles: 1-0, min.84, Guidetti, 2-0, min.89, Wass.

Árbitro: Luca Banti (ITA). Amonestó a Cabral (min. 51) por parte del RC Celta de Vigo y a Villafáñez (min. 50) y a Samba (min. 87) por parte del Panathinaikos. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Comentarios

El Celta se abona a los finales felices ante el Panathinaikos