Miley Cyrus ya es la diva del porno... pop

La artista estadounidense lleva alrededor de un año siendo la protagonista de un exhaustivo análisis sobre su comportamiento. En el que ella no interviene. Los comentaristas no hacen más que darle vueltas a si esa chica de tan solo 21 años está desquiciada o, más bien, es un auténtico genio del márketing

Miley Cyrus durante su concierto en Viena
Miley Cyrus durante su concierto en Viena

Los expertos en esta última disciplina no tienen ni la más ligera duda: la antigua estrella de Disney, que esta semana pasó por España con su gira, es la protagonista de una de las campañas de promoción más exitosas de la historia. Los adolescentes y jóvenes de medio mundo, tampoco la tienen y compran sin parar millones de sus discos. El mundo de la moda, al parecer, tampoco duda porque Miley Cyrus es, desde enero de este año, la protagonista de la campaña para jóvenes de uno de los nombres más importantes de la moda estadounidense, Marc Jacobs. Así que la pregunta es: ¿Quiénes son los que creen que la joven estrella está loca?

Y la respuesta es que, en general, son los conservadores de más de 40 años los que no soportan sus puestas en escena en las que el sexo y las drogas están más que presentes. Pero seamos sinceros, ¿alguien ha creído que Miley Cyrus pretendió alguna vez venderles discos a esas personas? La respuesta es claramente, no. Pero lo que ha hecho Cyrus es una jugada brillantísima porque ha aprovechado a esas personas que en ningún caso hubieran sido seguidores suyos para que le hagan una de las campañas de publicidad más baratas y con más éxito que se han conocido. Porque todas esas personas que no soportan la nueva imagen de la que fue Hanna Montana no dejan de hablar de ella.

De Disney a MTV

El momento cumbre en la nueva carrera de Miley Cyrus fue la entrega de premios MTV del año pasado. Al día siguiente de aquellos premios, en todo el globo se hablaba de ellos y de la actuación de Miley Cyrus. Ella no había ganado nada pero eclipsó a todos los ganadores con una puesta en escena provocadora. En ese momento es cuando se empezó a hablar de si había perdido el rumbo. Pero hay un dato que deja bien claro que de eso, nada. El mismo día de la ceremonia de los premios, la casa de discos de Miley Cyrus ponía a la venta la primera canción del que iba a ser el primer álbum de esta segunda etapa artística de Cyrus tras su pasado como adolescente de la casa Disney. Las ventas de Cyrus subieron a partir del día siguiente un 124%. ¿Rumbo perdido? Nadie que mire la cuenta corriente de la joven de Nashville podría decirlo.

Y eso, según todos los expertos, lo hizo gracias a sus provocaciones perfectamente medidas en el tiempo y en su magnitud. Claro que eso de ganar millones no es nuevo para ella. En su etapa anterior también lo hizo a la perfección. Consiguió el papel estrella de la serie Hanna Montana cuando los productores opinaban que era demasiado joven para él.

El personaje perfecto

Pero aquella niña se empeñó. Como Hanna Montana consiguió un éxito enorme. Creo, entonces también, un personaje perfecto. Incluso se permitió algún traspiés como las fotos que le hizo a los 15 años Annie Leibovitz para la revista Vanity Fair. También entonces todo el mundo se volvió loco. Las fotos mostraban a la entonces adolescente Miley cubierta solo con una sábana. EE UU se conmocionó pero Miley salió no solo ilesa sino reforzada de aquello.

Sabe ganar dinero

Pidió perdón en público y dijo que no sabía que estaba haciendo unas fotos con algún contenido sexual. En el año 2011 cuando cumplió los 18 encabezó la lista de adolescentes más ricos de Hollywood con un patrimonio de 120 millones de dólares. Hasta entonces, la joven artista había demostrado sobradamente que sabía cómo ganar dinero como adolescente. Lo que no estaba claro entonces es que supiera cómo seguir ganándolo cuando dejara atrás esa etapa. Y lo que es evidente ahora es que ha sabido hacerlo, al menos por el momento. El tiempo dirá si consigue mantenerse ahí, algo que no es fácil. Algunos opinan que en algún momento se acabarán sus posibilidades de nuevas provocaciones pero otros confían en su olfato. Y hay un ejemplo para ella, Madonna de la que también muchos dijeron que no podría mantenerse en el candelero siempre. Que sus provocaciones tendrían un final y que ese final marcaría su caída.

La reina del pop debe estar todavía riéndose de esas opiniones cada vez que contemple sus ingresos anuales. Por el momento. Miley Cyrus no ha demostrado ser más torpe que Madonna.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
24 votos

Miley Cyrus ya es la diva del porno... pop