Rei Zentolo amplía horizontes con una colaboración con Bodegas Marqués de Vizhoja; y precisamente uno de sus vinos es el escogido para maridar el plato estrella del local que lleva su decoración: el paté de centolla

Redacción

Uno de los grandes objetivos de todas las marcas es que las reconozcamos de un vistazo. Cuando una compañía es identificable sin haber visto su nombre o su logotipo, esto es indicativo de éxito. Si hay una insignia gallega que goza de este logro es Rei Zentolo, que lleva en el mundo del diseño desde 2003. Gracias a su característica retranca y a sus atrevidos diseños, su sello se distingue tanto en sus productos textiles como en los locales que decora.

Uno de los proyectos más innovadores de Rei Zentolo fue la reciente colaboración con Bodegas Marqués de Vizhoja. «Nos inspiramos en esas tardes de verano en las que ir a una bodega, ver un pequeño concierto y disfrutar del vino con unos amigos: como marqueses», resume Pablo Zentolo, diseñador y fundador de Rei Zentolo. La marca quiso jugar precisamente con el título de Marqués. «Es muy antiguo», subraya Pablo en referencia a la idea aristocrática del título. Por ello, buscaban plantear un «marqués joven».

«Jugábamos con un vino como Marqués de Vizhoja, que está asentado en la hostelería y es típico entre todos los clientes. Por eso queríamos acercar un vino con una larga tradición a un consumo joven y fresco, de ahí que usásemos esas referencias en cuanto a diseño», señala el diseñador.

De ahí salió una amplia colección con colores flúor y todo tipo de productos: paraguas, camisetas, calcetines e incluso delantales. Todos ellos transmiten esa idea de sentirse «como marqueses». «A nosotros nos gusta que nos saquen de nuestra zona de confort, porque siempre aprendemos muchísimo. Y si son empresas punteras y que tienen una trayectoria como esta bodega, pues todavía mejor», valora el diseñador.

Pablo Zentolo y Ángel Sorey brindando con el vino blanco Marqués de Vizhoja con el que se inspiró el diseño  Como marqueses
Pablo Zentolo y Ángel Sorey brindando con el vino blanco Marqués de Vizhoja con el que se inspiró el diseño "Como marqueses"

Una taberna en Pontevedra

De un simple vistazo no cabe duda, la colección Como marqueses lleva el sello de Rei Zentolo. Sin embargo, no solo las camisetas de Rei Zentolo se reconocen a simple vista. También sus decoraciones. Es el caso de la Taberna Zentola, en el corazón del casco histórico de Pontevedra. La retranca gallega decora las paredes de este local en el que tampoco cabe duda que Rei Zentolo ha pasado por allí.

«La decoración la hicimos en dos etapas, una cuando abrimos hace diez años y otra hace dos años, cuando le dimos un retoque a gran parte del local», cuenta Ángel Sorey, responsable del establecimiento. En esa última puesta a punto, el local de Pontevedra sumó una barca que estaba varada en la isla de Ons a su establecimiento. «Fue un follón meterla, pero ahora está encima de la barra», recuerda Ángel. Las conchas de vieiras, colocadas como en la capilla de la Isla de A Toxa, y el suelo, que imita la cubierta de un barco, completan esta decoración zentola. Pero el mar no es lo único presente en el local. «Es un reflejo de la Galicia marinera, pero también rural; tenemos por ejemplo herramientas de campo como decoración», indica el hostelero.

En su carta también combinan mar y tierra. Eso sí, todo el producto es «gallego y se prioriza la calidad», señala. Entre todos sus platos, Ángel destaca el paté de centolla. «Está buenísimo y prueba de ello es que es uno de los que más nos piden». Lo sirven acompañado de pan con centeno para untar el paté y «la receta es secreta», cuenta el hostelero. Ángel recomienda acompañar el paté con una copa del recién incorporado vino Torre La Moreira 100 % albariño D.O. Rías Baixas.

Votación
9 votos

Cómo ser un marqués en la taberna más zentola