El chef José Andrés comanda en Galicia

Los cocineros Xoan Crujeiras, Tito Fernández, Iván Domínguez y Álvaro Victoriano junto con la gerente de Turismo de A Coruña han logrado liderar este proyecto apoyado por la oenegé World Central Kitchen y donde ya cocinan más de 500 menús al día para aquellos que lo necesitan

De izquierda a derecha, Iván Domínguez (Nado), Xoan Crujeiras (Bido), Tito Fernández (NH Finisterre) y Álvaro Victoriano (Peculiar).
De izquierda a derecha, Iván Domínguez (Nado), Xoan Crujeiras (Bido), Tito Fernández (NH Finisterre) y Álvaro Victoriano (Peculiar).

Hace apenas unas semanas que el propio expresidente de Estados Unidos, Barack Obama, alabó el gran trabajo que el famoso chef asturiano José Andrés está realizando en Estados Unidos a través de su oenegé World Central Kitchen donde reparte menús a las personas más vulnerables y golpeadas por el coronavirus. Pero el trabajo de esta oenegé también ha llegado a España. Son ya 13 las cocinas repartidas en distintas ciudades de nuestro país, que están trabajando a pleno rendimiento para cocinar por los que más lo necesitan. A Coruña también está en esta lista de estas urbes solidarias. Desde el NH Collection A Coruña Finisterre, los chefs Xoan Crujeiras (del restaurante Bido), Iván Domínguez (Nado), Tito Fernández (jefe de cocina del Finisterre) y Álvaro Victoriano (Peculiar), reparten más de 500 menús al día, aunque las previsión es de llegar hasta mil.

Fue, precisamente, Xoan Crujeiras uno de los precursores de esta idea. Llevaba días dándole vueltas a la cabeza sobre el hecho de que se podía hacer algo por la gente que no tenía de comer y se lo comentó a un colega y compañero: «Estuve días preocupado y consternado por no saber qué iba a ser de mi empresa, por ajustar todo, los Ertes y demás. Y sin saber un poco dónde estás. Las dos primeras semanas fueron así. Entonces, le comenté este tema a mi compañero de que había que hacer algo. Y esa misma noche me escribió una clienta preguntándome si íbamos a hacer algo porque igual era el momento. Y entonces fue como que me faltaba ese empujón. Y al día siguiente le mandé el wasap a mi compañero y me dijo que justo acababan de contactar con él la agencia que lleva World Central Kitchen de España para preguntarle si aquí en Galicia había necesidad de esto», explica Juan Crujeiras, al que le faltó tiempo para ponerse manos a la masa. «Me puse hacer llamadas. Y fue casi imposible y, en un principio, pensé que no debía de haber necesidad. Pero luego ya hablé con la asociación de Renacer y me dijeron que sí, que hacía falta y luego se implicó Lanzada Calatayud, que es la gerente de Turismo en A Coruña, pero en plan personal, por echarnos una mano porque ella podía conocer a más gente. Y luego hablé con Álvaro Victoriano, si se animaba, con Iván. Los dos dijeron que adelante y también con Tito Fernández, que es el jefe de cocina del NH».

«Hay un montón de chavales cocineros que están súper ilusionados»

Paralelamente, a Tito Fernández también le rondaba la idea de «hacer algo de todos y para todos». Así que el viento sopló a favor para que el proyecto tomase forma: «Ellos, los del World Central Kitchen, nos decían que teníamos que buscar unas cocinas grandes donde pudiera haber separación entre los cocineros para trabajar con seguridad». Y ¿qué mejor que la del Finisterre que además tenía convenio con esta oenegé?: «Iniciamos esto, Juan por un lado, yo por otro, se dio la casualidad de que en Madrid ya lo llevaban haciendo hace unas semanas en otro NH. Yo estaba buscando con quien colaborar en A Coruña y Juan estaba buscando también por su lado y surgió esto. Lanzada Calatayud nos juntó y a partir de ahí hablamos. Yo se lo conté a NH, aceptaron casi al momento y aquí estamos», explica Tito Fernández.

Aluvión de voluntarios

Ya tenían la cocina, la oenegé que les apoyaba y los jefes de equipo, pero necesitaban a voluntarios: «Nos juntamos los cuatro, junto con World Central Kitchen, y Tito publicó a través de una aplicación de Google nuestra idea y que si había gente que quería echar una mano que se pusieran en contacto con nosotros. Escribió ahí un montón de gente y ahora mismo hay un equipo de 45 personas ya implicadas», indica Crujeiras. Incluso se han ofrecido más gente de la que necesitaban en un primer momento: «Si hubiese que montar otro punto de cocina, lo tendríamos en nada. Hay muchísima gente que está interesada en ayudar y en apoyar la iniciativa. A mí me gustaría meter a todo el mundo que hay en lista, pero todo tiene un proceso. Ahora somos dos equipos diarios. Uno de mañana y otro de segundo turno. Diez personas por turno. Cada persona viene dos días a la semana para que no sea como un trabajo, sino una colaboración en la que participa muchísima gente. No puedo abarcar mucho más porque sino se nos va un poco de las manos», aclara el jefe de cocina del Finisterre que también explica que todos los menús son muy completos.

«Hacemos un menú potente para que los que comen una vez al día»

«La idea es hacer un menú muy potente para que a la gente que solo puede comer una vez al día tenga proteínas, hidratos y fibra necesarios». Se trata de no hacer platos de tres estrellas, sino una cocina básica y rica: «Puede ser un conejo al ajillo con arroz y verduras, por ejemplo. Ellos, la oenegé, te pide que haya hidratos de carbono, en forma de patata, de pasta de arroz o de cus cus. Luego un guiso de carne o pescado y que sea una buena cantidad. Y después verduras. Eso sería el menú. Por ejemplo esta semana hicimos distintos platos y todos llevan además una buena ensalada. Y después fruta o yogur», explica el chef de Bido.

 Hace apenas unas semanas el propio Barack Obama felicitó por twitter la labor solidaria que está llevando a cabo en varias ciudades de Estados Unidos el cocinero asturiano que triunfa en América.
Hace apenas unas semanas el propio Barack Obama felicitó por twitter la labor solidaria que está llevando a cabo en varias ciudades de Estados Unidos el cocinero asturiano que triunfa en América.

TURNOS DE CUATRO HORAS

Las comidas se elaboran todos los días de 11 a 15 horas, pero se reparten al día siguiente. El primer turno que entra en el Finisterre y que está de 7 a 11 de la mañana se encarga de envasarlo para que lo vengan a buscar a las distintas asociaciones: «Tanto el banco de alimentos, como voluntarios del Concello, las propias asociaciones que tienen alguna furgoneta, pero la referencia siempre es Conchi Rey, del Banco de Alimentos».

Estos cuatro cocineros coruñeses se encargan de elaborar los menús y de hacer los pedidos a los proveedores, del resto se ocupa la oenegé que dirige el cocinero José Andrés afincado en Estados Unidos: «Está todo súper controlado y auditado. Su punto de contacto somos nosotros. Ellos dicen donde se distribuye. Es el banco de alimentos el que informa a la oenegé de los pedidos que necesitan y luego World Central Kitchen nos envía las órdenes de cocina. Nosotros, hacemos la labor de cocineros. Diseñamos los platos y hacemos los pedidos a Makro que es el proveedor que tienen ellos y es así el procedimiento», aclara Crujeiras, que reconoce que existe un gran ambiente en el equipo: «También colaboran otros muchos cocineros conocidos de la ciudad y luego hay un montón de chavales que también son cocineros y que están super ilusionados y con muy buen rollo. Estamos conociendo a un montonazo de gente. Y la verdad que hay mucha ilusión y muchas ganas de hacer esto».

Porque lo que han hecho estos cocineros y voluntarios de A Coruña no ha sido aportar su granito de arena. Ellos se han metido en harina y han decidido plantarle cara a esta crisis. Un gesto que bien merece también los aplausos de las ocho de la tarde.

La ONG de José Andrés recala por primera vez en España

La Voz
El cocinero José Andrés
El cocinero José Andrés

Ofrecerá alimentos a quienes más lo necesitan durante la pandemia del coronavirus

La ONG World Central Kitchen (WCK), puesta en marcha por el reconocido cocinero asturiano afincado en Estados Unidos José Andrés, llega por primera vez a España para alimentar a quienes más lo necesitan durante la pandemia del coronavirus, como ya está haciendo en Estados Unidos y otros países afectados. La ONG del cocinero asturiano, portada de la revista Time esta semana por su labor humanitaria, ya ha comenzado a trabajar en Madrid, la comunidad autónoma más afectada por el COVID-19, y en los próximos días lo hará en Barcelona y Valencia, según ha anunciado este domingo en su cuenta de Twitter, aunque el proyecto es cubrir todo el territorio nacional.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El chef José Andrés comanda en Galicia