Ole Müller deja Galicia y regresa a Alemania, pero sin su caravana robada

Manuel Arroyo Alves
M. Arroyo FERROL

GALICIA

Ole Müller, el martes por la mañana dejando la furgoneta que le prestaron tras el robo de su caravana
Ole Müller, el martes por la mañana dejando la furgoneta que le prestaron tras el robo de su caravana CESAR QUIAN

Sus padres lo recogieron hoy en A Coruña, donde devolvió el vehículo prestado. Sigue pendiente de saber qué pasó con su vehículo sustraído en Ferrol. «Volveré», dice convencido

31 ago 2021 . Actualizado a las 16:56 h.

Ole Müller se marcha agradecido. Vuelve a Alemania. Sin su autocaravana, pero con su inseparable Charlie, la perrita que desapareció durante las horas siguientes al robo de su casa móvil, la que usa todo el año. Iba dentro, pero, presuntamente, los ladrones la apearon del vehículo en As Somozas, a unos 40 kilómetros de la playa ferrolana de Esmelle, donde Ole se quedó con lo puesto mientras hacía surf.

La repercusión y alcance de la noticia en redes sociales hizo que, al menos en parte, la historia tuviese un final feliz con el reencuentro del can y su dueño esa misma tarde. Aunque la caravana fue harina de otro costal. Convencido de que la recuperaría en los días siguientes, Ole encontró ayuda en unos compañeros que lo acogieron en su furgoneta, le prestaron dinero, ropa y comida.

La semana pasada, la empresa Yakart le facilitó una caravana gratuitamente durante 15 días. «Nosotros mismos somos autocaravanistas y sabemos lo que es vivir en ella», dice una de las responsables de la firma. Pese a estar en plena temporada alta y con la demanda de vehículos desbordada, «cuando nos enteramos de la noticia teníamos una en exposición y decidimos cedérsela». Claro que Ole, al que lo habían dejado con una tabla, una mano delante y otra detrás, carecía de cualquier documentación, por lo que tuvo que ser un alemán —que también se había ofrecido a ayudarle— el que firmó la cesión de la caravana durante dos semanas.Sin embargo, este martes la devolvió para retornar a Alemania, su país de origen y poner algo de orden en el desaguisado: «Me voy a casa, a ver si consigo todos mis documentos nuevos, tarjetas bancarias y todo esto».